Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cuatro detenidos por la brutal agresión en las fiestas de Piedras Blancas

Tres de los implicados, entre los 32 y los 38 años, son avilesinos y el otro castrillonense l Uno se entregó y el resto fueron arrestados

El escenario de las fiestas de Piedras Blancas, en la plaza de Europa, lugar donde tuvieron lugar los hechos.En los recuadros, a la izquierda los detenidos y a la derecha, la víctima.

El escenario de las fiestas de Piedras Blancas, en la plaza de Europa, lugar donde tuvieron lugar los hechos.En los recuadros, a la izquierda los detenidos y a la derecha, la víctima.

Cuatro detenidos. Ese es el balance de la investigación llevada a cabo por la Guardia Civil para esclarecer la grave agresión a un joven en la madrugada del sábado en las fiestas de Piedras Blancas (Castrillón). Los arrestados, tres de ellos de Avilés y uno de Castrillón, están en

De los cuatro detenidos, sólo uno, A. S. G., de 33 años y vecino de Avilés, se entregó por su propia voluntad y acompañado de su abogado. Según testigos presenciales, éste fue quien propinó un puñetazo por un lado, casi por la espalda, a L. E. P. S. Tras el golpe, la víctima, avilesino de origen ecuatoriano y de 31 años, cayó desplomado al suelo. Los otros tres arrestados (I. P. I., de 38 años y avilesino; O. S. R. de 32 años también avilesino; y F. B. R., de 33 y castrillonense) fueron identificados y detenidos posteriormente gracias a la colaboración ciudadana, tal y como relata la Benemérita.

Al cierre de esta edición, los cuatro implicados estaban siendo interrogados en dependencias del Instituto Armado. Hasta que los agentes no den por finalizadas las diligencias, no pasarán a disposición judicial. Está previsto que esto suceda entre hoy y mañana. Mientras tanto, el herido más grave, L. E. P. S., avilesino de 31 años, sigue ingresado en el HUCA. Aunque las lesiones que padece tras el golpe son graves, no se teme por su vida. La otra víctima no revestía heridas importantes.

Los hechos investigados tuvieron lugar en la madrugada del sábado en Piedras Blancas, entre las 4.30 y las 4.45 horas. Según testigos presenciales, L. E. P. S. y sus amigos tuvieron una trifulca con la pandilla de los detenidos. Tras un primer intercambio de golpes y, cuando parecía que todo se había calmado, A. S. G. propinó un puñetazo a la víctima, que cayó fulminado al suelo.

Un equipo médico que se encontraba en el entorno de la plaza de Europa para garantizar la seguridad en las fiestas atendió de inmediato al agredido. Sangraba abundantemente por un oído. Ante la aparente gravedad, los sanitarios decidieron trasladarlo al San Agustín. En el centro avilesino, fue atendido por el servicio de Urgencias que, literalmente, le salvó la vida. Tras realizarle numerosas pruebas y estabilizarlo, los médicos tomaron la decisión de trasladar a L. E. P. S. al HUCA. Desde entonces está en Oviedo ingresado, donde evoluciona favorablemente. Según su entorno no se teme por su vida.

Resulta casi inevitable establecer paralelismos entre este suceso y la agresión en las fiestas de La Florida (Oviedo), cuando David Carragal, un profesor pixueto de 32 años, fue agredido, presuntamente con una patada. El golpe le tiró al suelo y la caída le ocasionó graves lesiones que no pudo superar. Acabó falleciendo en el HUCA una semana después de los hechos. Todo hace pensar que este caso no tendrá el mismo desenlace.

Cierre de fiestas

La alcaldesa de Castrillón, Yasmina Triguero, tuvo ayer unas palabras de consuelo para el joven agredido la madrugada del sábado en Piedras Blancas durante la verbena de las fiestas. "Hay que hacer un esfuerzo para disfrutar las fiestas con control", dijo. Y apeló a la educación de los ciudadanos para evitar sucesos como el del sábado. "Hay riesgos nuevos en las fiestas y las administraciones nos estamos adaptando al nuevo contexto. A las asociaciones que organizan las diferentes fiestas en el concejo se les exige mucho control y también a las administraciones", destacó.

El concejal de Interior y Policía de Castrillón, Javier González, aseguró que las fuerzas de seguridad y los servicios sanitarios actuaron según el protocolo previsto para esos casos. "La Policía Local de Castrillón, la Guardia Civil y los servicios sanitarios presentes en el lugar para cubrir las fiestas actuaron conforme al protocolo establecido", dijo González. "Se trata de un hecho aislado en una fiesta con gran afluencia de público", añadió.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats