22 de agosto de 2019
22.08.2019

La plantilla de Guardado Vías reclama el fin de la crisis delante de la casa de su jefe

Los trabajadores, con cuatro nóminas impagadas, dejaron Arnao tras 90 minutos de espera sin éxito

22.08.2019 | 01:38
Trabajadores de Guardado Vías y Cubiertas, ayer, en Arnao.

A la plantilla de la empresa auxiliar de Arcelor Guardado Vías y Cubiertas se le está agotando la paciencia: llevan desde junio sin cobrar, en unos días su patrón les adeudará las nóminas de junio, julio y agosto y, además, la paga extra. Reclaman información a los responsables de su empresa, pero no la logran. Sólo encuentran el silencio. Por todo eso, un grupo de afectados se plantó ayer por la mañana delante de la casa de su jefe para conseguir su objetivo. No fue posible. Un Nissan Patrol de la Guardia Civil se llegó al lugar en que se habían concentrado parte de los afectados, según testigos vecinales, sin pancartas, sin dar una voz más alta que la otra, sin un petardo. Los agentes reclamaron información del motivo de la concentración porque habían recibido una llamada telefónica que denunciaba un presunto "escrache", esto es, una acción de acoso. Según pudo saber este periódico, la presencia de los trabajadores se alargó poco más de hora y media. En ese intervalo entró en la casa un coche y salió otro. Cuando los trabajadores finalizaron la concentración, fue cuando su patrón dejó su domicilio.

Los trabajadores reclaman una solución a una crisis que "se ha alargado más de la cuenta". Arcelor está buscando una salida y la misma pasa, entre otras cosas, por que Guardado Vías y Cubiertas desista del contrato que explota desde hace años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook