30 de agosto de 2019
30.08.2019

El arzobispo de Oviedo, ante la falta de curas: "Los seglares deben participar más"

"Hay que llegar a todas las parroquias de la región, aunque solo sea para dar catequesis a un único niño", asegura Jesús Sanz Montes en La Granda

30.08.2019 | 01:17
Por la izquierda, Juan Antonio Martínez Camino, Jesús Sanz Montes y Juan Velarde, organizador de los cursos de La Granda, ayer.

"La despoblación y la falta de nacimientos también afectan a la Iglesia", señaló ayer el arzobispo de Oviedo, Jesús Sanz Montes, tras su intervención en los cursos de verano de La Granda. "No hay novecientos curas que puedan atender las novecientas parroquias de Asturias, a las que hay que llegar aunque solo sea para dar catequesis a un niño", añadió. Las unidades pastorales surgieron precisamente como una solución al problema de la falta de curas y del vaciado de las zonas rurales. Están implementadas en las tres grandes vicarías: Oviedo-Centro, Avilés-Occidente, Gijón-Oriente. "Las tres están funcionando bien. Aunque no es una cuestión únicamente asturiana, el Principado es pionero en la puesta en marcha de las unidades pastorales", explicó Sanz, en relación con esta medida que consiste en organizar las parroquias conjuntamente de manera que sea posible atender a todos los fieles.

Aunque el número de practicantes se ha visto superado ya por el de ateos y agnósticos, de acuerdo con los datos del último CIS, el Arzobispo se mostró tranquilo con el porcentaje de creyentes: dos de cada tres españoles se declaran católicos. "El filósofo español Gustavo Bueno decía ser ateo-cristiano. No expresaba la fe, pero su cultura era cristiana. Lo importante es que el 70% de la población española se considera cristiana, luego cada uno vivirá su fe como considere", comentó el doctor en Teología, quien también hizo alusión al cambio que se había producido dentro de las parroquias donde "el cura ya no lo es todo, y los seglares tienen que participar más para formar comunidad y colaborar en actividades como la catequesis".

La intervención del responsable del Arzobispado de Oviedo desde 2010 estuvo dedicada a cuatro santos ejemplo de renovación en el seno de la Iglesia: Francisco de Asís, Domingo de Guzmán, Buenaventura de Francisco y Tomás de Aquino. En su discurso, sostuvo que el Dios que conocemos "tiene más de rebelde que de resignado apático", lo que se puede apreciar en las acciones de estos cristianos.

En el marco de Asturias, quiso destacar a Melchor de Quirós, a los mártires de Nembra y a los nueves seminaristas, beatificados en Oviedo el pasado mes de marzo. "Ahora tenemos en curso de beatificación el ejemplo de una madre de familia, Práxedes Fernández, de la Cuenca Minera. Es el testimonio de la santidad cotidiana", comentó Sanz Montes, en una jornada dedicada a la revisión de la historia del catolicismo a través de grandes figuras.

Los cursos de La Granda se clausurarán con la conferencia de Pablo Hernández de Cos, gobernador del Banco de España, mañana a las 11.30 horas. Los asistentes dispondrán de autobuses gratuitos que partirán de Avilés y Luanco a las 10.45 horas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído