03 de septiembre de 2019
03.09.2019

"Asturias es rebelde", dicen los impulsores del clinic de emprendedores

Treinta jóvenes empiezan a ensayar sus negocios en Avilés antes de pasar por Somiedo y Gijón

03.09.2019 | 01:24
Participantes en el Clinic Joven Emprende, ayer, en el palacio de Valdecarzana.

"El mayor problema de las zonas rurales es el despoblamiento. Nos pasa en nuestro concejo. Pensamos que emprender en el medio rural es el medio para atajarlo". Esto lo explicó ayer Belarmino Fernández, el alcalde de Somiedo, en la presentación de la décimo tercera edición del Clinic Joven Emprenda. Kike Riesgo, el gerente del programa, señaló: "Asturias es una región rebelde. No se conforma y, por eso, emprende, genera empleo".

La edición número 13 del encuentro con jóvenes empresarios reunió ayer a 30 chicos de entre 18 y 30 años, cada uno de ellos con una idea para un negocio o para un proyecto no lucrativo vinculado al asociacionismo. Todos ellos durante dos semanas, acompañados por organizaciones empresariales o por empresarios, desarrollarán sus proyectos. "Hace catorce años soñamos con contribuir a mejorar la sociedad con nuestras capacidades. Por eso, nos decidimos a ofrecer lo mucho de bueno que hay en Asturias", destacó Riesgo en la presentación del veterano programa que los organizadores definen como "de capacitación e impulso a jóvenes talentos del emprendimiento en Asturias".

El Clinic echó a andar en Avilés -"siempre echa a andar en Avilés", destacó Riesgo- y concluye en Gijón. En el medio, los cursillistas pasarán por Somiedo. Fernández les explicó que su intención es no tardar en llevar la fibra óptica "no sólo a la capital, a todos los pueblos". Apuntó que, con este servicio, la capacidad de desarrollar nuevas ideas se amplía. "Y las empresas siempre crean empleo", apostilló.

La directora general de Innovación, Ana Concejo, ponderó el desarrollo de actividades como el Clinic hasta el punto de lamentar "no tener la edad para participar". Por ahí fue también la intervención de la alcaldesa de Avilés, Mariví Monteserín. "Este tipo de actividades sirven para que los jóvenes emprendedores conozcan todo cuanto ofrecemos los ayuntamientos", destacó. Y así mencionó La Curtidora y sus futuras ampliaciones: el palacio de Maqua y el centro asociado a la manzana tecnológica.

Pablo García, representante de la Fade en la presentación, aplaudió la organización de actividades como la del Clinic, pero también reclamó "mejorar la coordinación de las múltiples actividades".

Tras la apertura oficial Ana Fernández Iglesias, responsable de Recursos Sostenibles del Centro New Frontier de ArcelorMittal en Avilés, abrió la jornada lectiva para los nuevos emprendores. La segunda jornada en Avilés arrancará esta mañana martes con la visita a la Factoría Cultural, en el Carbayedo. El objetivo de la visita es dar a conocer a los cursillistas las posibilidades de emprendimiento cultural en la ciudad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook