El director del área de Salud Mental de Avilés, Juan José Martínez Jambrina, alertó ayer de un incremento de la ludopatía en España. "En 2017 había un 2 por ciento de la población española afectada por este trastorno, ahora estamos en un 3,5 por ciento", señaló. Es decir, hubo un incremento del 75 por ciento, pasando de 800.000 personas afectadas a 1,4 millones. Ese fue uno de los datos expuestos en una mesa redonda sobre la ludopatía organizada ayer por Ciudadanos.

Noelia Lara, miembro de la AMPA del instituto La Magdalena, dejó claro que "hay familias desesperadas con la ludopatía" y percibe que los móviles "son la primera adicción que deriva en el juego". El coordinador local de Cs, José María Roces, destacó la importancia de "informar y formar a las familias" sobre los efectos de la ludopatía en una mesa redonda en la que Pedro Casanova, de la Unidad del Juego de la Policía Nacional, señaló que en las inspecciones realizadas durante el mes de noviembre en los establecimientos de juego de Asturias "no se halló a menores pero sí a muchos jóvenes con 18 años y un día y 18 años y un mes". La mesa contó además con Ulpiano Cervero, director de la Escuela del Real Avilés, Máximo Enrique Gutiérrez, de la asociación Ludópatas Asociados en Rehabilitación y Ellis Martín McCarthy, como representante de los empresarios del sector del juego.