06 de junio de 2020
06.06.2020
La Nueva España

El gasto social durante los dos meses del estado de alarma supera el de todo 2019

Cuatrocientas familias reciben ayudas que suman 320.000 euros l El 40% de los receptores son parados sin ingresos y el 27% inmigrantes

06.06.2020 | 01:40
El gasto social durante los dos meses del estado de alarma supera el de todo 2019

El gasto social del Ayuntamiento de Avilés durante el estado de alarma supera ya el de todo el año 2019. Cuatrocientas familias y particulares han recibido entre el 14 de marzo y el 31 de mayo ayudas de emergencia que suman en su conjunto 320.667 euros. A esta cifra se suman los 84.000 euros que han recibido 345 familias con rentas bajas para compensar la suspensión del servicio de comedores escolares tras el cierre de colegios e institutos.

El impacto que está teniendo la crisis del covid-19 entre los colectivos más vulnerables es evidente. Los números hablan. Este recurso para las familias sumó en todo 2019 un total de 336.883 euros. El pico más alto de la década se alcanzó en 2013, cuando se superaron los 716.000 euros. Eran los tiempos de la anterior crisis económica. Para hacer frente a este gasto extraordinario y al previsto, el Ayuntamiento utilizará 1,2 millones del superávit presupuestario (ya se han incorporado a las cuentas municipales de este ejercicio 430.000 euros).

El perfil de los demandantes de estas ayudas de emergencia es variado, pero destacan los desempleados sin ingresos (suponen el 40% del total) y los inmigrantes en situación administrativa irregular, que trabajaban en economía sumergida y que ante la situación de alarma perdieron sus trabajos (el 27%). También son numerosas las solicitudes correspondientes a familias monomarentales, que representan el 14% del total. Cabe destacar, además, que 159 personas beneficiarias de estas ayudas no habían tenido contacto anterior con los servicios sociales municipales.

La alcaldesa Mariví Monteserín compartió ayer estos datos en la reunión de la Mesa Social del Consejo para la Reactivación Económica de Avilés (CREA), que contó con la participación de representantes de partidos políticos, Cáritas, Cruz Roja, UGT y Comisiones Obreras. "El esfuerzo es inmenso", subrayó Monteserín, que se refirió también al apoyo que se demandan ahora a los ayuntamientos para la tramitación del Ingreso Mínimo Vital. "Nos aliviará a medio plazo, pero ahora mismo es un incremento muy importante de trabajo. Vamos a trabajar en prever cómo hacemos una política más integral a las familias y personas perceptoras cubriendo aquellos espacios a los que hasta ahora no podíamos llegar y en conexión total con los servicios de Empleo", dijo.

La representante de Cáritas pidió en el encuentro que la gestión de este ingreso mínimo se aborde en la mesa social de reactivación y valoró el foro, "del que podrán salir propuestas concretas". Sonia Artime reclamó iniciativas para captar voluntariado e incidió en la necesidad de mantener los Talleres Infantiles de Avilés (TIA): "Son importantes desde el punto de vista de la conciliación y para ofrecer un ocio necesario y seguro para los menores en riesgo de exclusión".

El punto de partida de esta mesa social, defendió el presidente de la asamblea local de Cruz Roja, Belarmino Martínez, pasa por "identificar quien necesita ayuda y de qué tipo". "Lo fundamental es detectar las necesidades y actuar en varios campos: comida, ayuda a domicilio, a la vivienda... Habrá una próxima reunión en la que se harán aportaciones más concretas", señaló.

A lo largo de este mes de junio se publicarán las convocatorias anuales de ayudas municipales de la Oficina Municipal de Vivienda por un importe total inicial de 670.000 euros.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook