14 de julio de 2020
14.07.2020
La Nueva España

Suben las denuncias en el fin de semana por no usar mascarillas

Un conductor dio positivo en drogas tras una persecución y otro, ebrio, agredió a un agente

14.07.2020 | 01:03
Suben las denuncias en el fin de semana por no usar mascarillas

La Policía Local denunció a más de una decena personas por no usar mascarilla y no respetar la distancia social recomendada por las autoridades sanitarias durante el pasado fin de semana. Estas denuncias que derivarán en sanciones están relacionadas con el protocolo especial de vigilancia que han iniciado los agentes municipales hace unos días en las zonas de ocio nocturno y que está vinculado de manera paralela con la preocupación de los hosteleros, que apelan a la responsabilidad ante los posibles desmanes que podrían derivar en un aumento de contagios por covid-19. Además, el domingo a la 1.00 horas, los agentes denunciaron a siete jóvenes sin mascarilla que participaban en un encuentro en una vivienda tras una denuncia vecinal por ruidos. También esa noche, en Galiana, fueron denunciados otros tres jóvenes por no atender las indicaciones sobre uso de mascarilla y mantenimiento de distancia social.

Las intervenciones policiales conllevaron también detenciones, la primera por un delito contra la seguridad vial durante la tarde del viernes con persecución incluida. Comenzó en la plaza de Los Oficios cuando los agentes observaron a un hombre de 46 años que conducía un ciclomotor de manera temeraria y con la ITV caducada desde 2018. La patrulla dio el alto al conductor, sin embargo hizo caso omiso a las advertencias y se dio a la fuga por El Muelle. La persecución continuó por Llano Ponte, donde el varón prosiguió por la acera. La Policía logró detenerlo minutos después en la avenida Cervantes. Finalmente, dio positivo en drogas sobre las 14.00 horas del viernes.

El sábado de noche la Policía Local detuvo a otro hombre por otro delito contra la seguridad vial. El conductor colisionó su vehículo contra otro entre Severo Ochoa y Juan Ochoa. Primero el detenido se negó en rotundo a que se le practicara las pruebas de detección de alcohol, eso derivó en que los agentes le imputara el delito de conducción con alcoholemia y además el de negativa a realizar las pruebas legalmente establecidas. El conductor también se negó a ser trasladado a la sede policial y arremetió después contra los agentes, causándole lesiones leves a uno, lo que derivó en otro delito, el de resistencia grave a agentes de la autoridad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído