23 de julio de 2020
23.07.2020
La Nueva España

Los ladrones desvalijan de madrugada las máquinas tragaperras de una cafetería en apenas dos minutos

Un caco roba la caja de un negocio de Santa Apolonia en un descuido de los trabajadores

23.07.2020 | 01:15
El presunto ladrón que se llevó el dinero de la caja de un negocio de Villalegre, grabado por el sistema de seguridad del establecimiento.

El conocido como "robo exprés" vuelve a asolar los negocios avilesino. Después de su jornada laboral, cuando trataba de conciliar el sueño, Patricia Aguilar, dueña del bar Edilan Café, en la avenida de Alemania número 30, recibió una llamada sobre las cuatro de la madrugada: habían entrado a robar en su local.

Las cámaras de seguridad del interior grabaron las imágenes del asalto. Un coche negro se detuvo en la rotonda, en la intersección de la calle Pruneda y la avenida de Alemania, y del vehículo salieron dos personas encapuchadas que emprendieron toda clase de golpes para derribar la cristalera del local. Una vez dentro, lo único que se llevaron fue la recaudación de las máquinas tragaperras; ni se molestaron en mirar la caja registradora.

Según explica la propietaria del local, los hechos se produjeron en torno a las cuatro menos cuarto de la madrugada. Los asaltantes actuaron en poco tiempo, apenas dos minutos, y fue la empresa de seguridad quien llamó a la Policía. Cuando una patrulla llegó al establecimiento los asaltantes ya habían abandonado la escena del delito a gran velocidad. Miembros de la Policía científica se trasladaron al local para tomar huellas que permitan la identificación de los ladrones y se espera que la cámara de vídeo que graba en la rotonda ayude a esclarecer la autoría del robo. Patricia Aguilar, que lleva dos años con el negocio, cuenta que el barrio es una zona tranquila y que nunca había sufrido un robo.

A pesar de que la cantidad robada está por calcular, lo que resalta del robo es la velocidad de actuación. "En dos minutos destrozaron la cristalera, entraron, cogieron el dinero y se fueron", explica Aguilar, que ayer por la tarde aún no había podido acostarse desde que le llamaron de madrugada alertando del robo.

Un veterano caco accedió, en otro orden de cosas, el martes por la tarde, a un establecimiento de recambios y productos de automoción ubicado en la avenida Santa Apolonia. El ladrón, que fue grabado por las cámaras de seguridad del local, aprovechó un descuido de los trabajadores para hacerse con casi quinientos euros, según Carlos Domínguez, que hoy presentará una denuncia formal en la comisaría de la Policía Nacional tras solicitar la correspondiente cita previa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook