Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cantante, actúa esta tarde en Piedras Blancas

Montserrat Martí Caballé: “Es más peligroso montar en metro que ir al teatro”

“En esta profesión es fundamental tener la cabeza en su sitio, descansar, cuidarte”

Montserrat Martí Caballé, ayer, en la plaza de Europa de Piedras Blancas.   | MARA VILLAMUZA

Montserrat Martí Caballé, ayer, en la plaza de Europa de Piedras Blancas. | MARA VILLAMUZA

Montserrat Martí Caballé (Barcelona, 1972) actúa esta tarde y mañana (19.30 horas) en la gala lírica del décimo aniversario de la apertura del Valey de Piedras Blancas.

–Se ha apuntado a la fiesta del décimo año de un centro cultural.

–Eso quiere decir que la cultura sigue viva, incluso en estos tiempos tan duros.

–¿Cómo está viviendo esta pandemia?

–Pasé de tener dos o tres recitales a la semana antes de marzo del año pasado a lo de ahora: del 14 de julio para acá habré hecho siete u ocho conciertos. Gracias a Dios a que hay alcaldes que apuestan por la cultura. Mi trabajo es seguro: la gente que acude a un recital está separada, no se mueve, tiene gel... Es más peligroso montar en metro que ir al teatro.

–Lo suyo también era de mucho viajar.

–Esta mañana [por ayer] aterricé a las 8.15 de la mañana en el aeropuerto de Asturias. Me pidieron un justificante de trabajo para poder pasar. Imagino que pasará igual el sábado, cuando vuelva a Madrid: tengo un recital en Zaragoza y la combinación es más fácil. Mientras haya trabajo, me puedo seguir moviendo de aquí para allá.

–La primera vez que salió a un escenario fue en Londres, ¿no es eso?

–Sí. Participé en la celebración del vigésimo quinto aniversario de mi madre [Montserrat Caballé] en la música.

–Hace treinta años.

–(Risas) No me diga eso.

–¿Salir entonces al escenario es igual que ahora?

–El miedo siempre existe: estás en directo y si te equivocas no solo se enteran en el teatro; con las redes sociales, el planeta entero. En esta profesión es fundamental tener la cabeza en su sitio, descansar, cuidarte, cuidar tu cuerpo, que es tu instrumento. Las mascarillas ayudan a los cantantes: no hay mal que por bien no venga.

–¿Dónde se siente más cómoda? ¿En los recitales o en la ópera?

–Las dos cosas me apasionan. En los recitales a veces cantas más que en una ópera porque en ellos haces tus solos o tus dúos si estás acompañada.

Compartir el artículo

stats