La Policía Local de Avilés detuvo ayer, a las 13.00 horas, en la Avenida de Conde de Guadalhorce, a un joven de 23 años vecino de Corvera de Asturias "tras darse a la fuga de un punto de verificación que estaba realizando la Guardia Civil en el municipio de Corvera de Asturias". Tras recibir el aviso, se estableció un dispositivo de búsqueda en las entradas a Avilés, siendo detectado en la arteria de puerto (N-633): "Tras una persecución, el vehículo colisionó contra una farola a la altura del número 43 de la Avenida de Conde de Guadalhorce; tras la colisión tanto el conductor como el ocupante salieron corriendo, siendo detenidos instantes después", según medios policiales. Al conductor se le imputan los delitos de conducir un vehículo tras haber agotado el saldo de puntos y otro delito por conducción temeraria. Se comprobó que el vehículo circulaba careciendo de seguro obligatorio. 

Sometido a las pruebas de detección de alcohol y drogas arrojó un resultado negativo. Tanto el conductor como el ocupante fueron denunciados por no respetar el cierre perimetral de Avilés y por no usar la mascarilla.

A las 22.45 horas, en otro orden de cosas, agentes de la Policía Nacional, comparecen en dependencias de la Policía Local para denunciar por delito de negativa a someterse a las pruebas reglamentariamente establecidas para la determinación del grado de impregnación alcohólica a un varón vecino de Avilés de 49 que fue sorprendido conduciendo por la zona de la Espina bajo la influencia de bebidas alcohólicas.