La pesca de la angula en esta campaña va algo mejor que la de temporadas anteriores, según manifestaron hace semanas desde la Cofradía de La Arena por las condiciones meteorológicas de frío y lluvias de los últimos meses; sin embargo, la pandemia no permitirá degustar esas capturas en el festival gastronómica del “oro blanco” del Nalón. Ese certamen es, además, uno de los principales escaparates turísticos de Soto del Barco durante los meses de invierno dado la gran cantidad de comensales de diversos puntos de Asturias y de España que suelen acudir a la cita.

“Este año, sumidos en una situación sanitaria de enorme gravedad, que ha trastocado la vida de toda la sociedad, se hace preciso la toma de decisiones, aunque, como es el caso, resulten difíciles de adoptar. Por eso decidimos suspender la celebración de la que sería la XXXV Edición del festival”, indican desde el Ayuntamiento de Soto del Barco. La confianza está puesta en que el próximo año “retorne la tan deseada normalidad” y el certamen vuelva a los restaurantes el primer fin de semana de marzo de 2022 “con más fuerza para ofrecer de nuevo a todos los visitantes este preciado manjar”.