Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Ansia de playa en Salinas: "Teníamos muchas ganas de respirar aire puro", dicen los ovetenses en el primer día sin cierre perimetral de Castrillón

El concejo supera 42 días de cierre y vuelve a recibir a los surfistas de otros concejos: "Hace tanto que no veníamos que se nota el agua muy fría"

Dos jóvenes ovetenses, ayer, con su perra Thai, en Salinas.

Dos jóvenes ovetenses, ayer, con su perra Thai, en Salinas. M. Villamuza

El cerco del concejo de Castrillón se abrió ayer tras 42 días de cierre en los que los vecinos no pudieron abandonar su territorio. Solo unos días antes de la apertura del perímetro de Castrillón se abrieron los de Oviedo y Avilés, lo que propició que muchos de los residentes en la capital aprovecharan la jornada de ayer para volver a contemplar el mar y pasear por la playa de Salinas y los surfistas para coger olas. Pese a que el día amaneció lluvioso, las nubes escamparon pronto y el buen tiempo ayudó a disfrutar de los deleites que quedaron en suspenso el pasado 19 de enero.

“Estar encerrados en Oviedo es un poco aburrido”, explicaron Sergio Morán y Susana García, llegados de la capital con su perra Thai, que como un niño pequeño accedió feliz a la playa entre saltos de alegría y revolcones en la arena sin hacer caso a las llamadas al orden de sus dueños que querían tranquilizarla con su pelota de juego. “Le encanta la playa y aprovechamos ahora que se pueden bajar perros al arenal. Es un sitio perfecto para que todos, incluido el perro, tomemos el aire, ya que en Oviedo hay pocos sitios al aire libre para perros”, señalaron los jóvenes. “Esperemos que sigan mejorando los datos del covid y podamos seguir paseando por las playas”.

Un grupo, junto al paseo de Salinas. M. Villamuza

Desde Oviedo también se acercó hasta Salinas Bárbara Sitges con su perra Bibi. “Vengo con muchas ganas de ver el mar. Vivo en Oviedo pero tengo un piso en Salinas al que suelo venir muchos fines de semana del año y todo el verano, pero desde que se aplicaron los cierres perimetrales no había vuelto. Necesitaba ver el mar y respirar. Recuperaré los fines de semana en Salinas mientras sigamos abiertos”, explicó Bárbara Sitges.

La apertura de los perímetros de los municipios asturianos también ha significado un respiro para los muchos surfistas que acuden durante todo el año a las playas castrillonenses. Como en otros deportes, muchos se han federado para poder practicar el deporte de las olas, ya que los deportistas asturianos federados podían desplazarse entre municipios pese a los cierres. Jorge Picatto no quiso esperar más y el primer día que se abrió el cerco de Castrillón acudió a coger olas a la playa de Salinas. “Vengo desde Oviedo con muchas ganas de surfear”, señaló en un descanso de su jornada playera. “El agua está muy fría o quizás es que como hace tanto tiempo que no vengo noto la diferencia, será hasta que me vuelva a acostumbrar”, dijo Picatto mientras regresaba al mar a coger olas.

El surfista Jorge Picatto, ayer, en Salinas. M. Villamuza

Por otra parte, desde el pasado 19 de enero, la Policía Local de Castrillón tramitó más de 120 denuncias contra otros tantos ciudadanos, la mayoría de ellas por saltarse el cierre perimetral, también salir de Castrillón hacia Avilés o viceversa, y otros incumplimientos de las medidas anticovid. 

Entre marzo y diciembre del pasado año, los agentes castrillonenses formularon 369 denuncias, la mayoría de ellas durante la temporada de verano.

Compartir el artículo

stats