“Mi preocupación por el futuro de Alu Ibérica es grandísima”, replicó el alcalde, Jorge Suárez, a Podemos Gozón tras haber criticado su ausencia en la reunión mantenida entre la alcaldesa de Avilés y la de La Coruña, Mariví Monteserín e Inés Rey, respectivamente, para analizar el futuro de ambas plantas de la aluminera. Sobre ese encuentro celebrado la semana pasada en Avilés, Suárez expresó: “No puedo estar en un sitio donde no me llaman”. Y fue a más y recordó a la formación morada que “por supuesto está informado” de la situación que viven los trabajadores y la planta.