Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La carretera Avilés-Grado concentra la cifra mayor de siniestros el último año

Los implicados en un 13% de accidentes conducían bajo los efectos del alcohol lUna mayoría de percances, en horas diurnas y con asfalto seco

Agentes de Policía Local, en una accidente producido en Avilés.

Agentes de Policía Local, en una accidente producido en Avilés.

La antigua carretera a Grado y la calle Severo Ochoa son las dos vías con mayor número de accidentes de tráfico de Avilés. El último año, la AS-237 [denominación oficial de la vía entre la villa moscona y la del Adelantado) registró una veintena de siniestros. En total, las carreteras del municipio registraron el año pasado 444 accidentes, cuyo balance se cerró con 206 heridos y, afortunadamente, ningún fallecido.

La memoria anual de la Policía Local realiza un análisis detallado de los incidentes por calles, tipologías y posibles causas con el objetivo de marcar mejoras en las calles como medidas de prevención. En este balance de siniestralidad se refleja cómo las grandes avenidas del núcleo urbano son, al mismo tiempo, las que más accidentes registran. Entre las cinco vías con mayor cantidad de siniestros están las avenidas Santa Apolonia, San Agustín, Conde Guadalhorce, Gijón y la Travesía de la industria. La avenida de Lugo es la octava en siniestralidad. No obstante, cabe celebrar que 2020 fue el año con menor número de accidentes de tráfico de la última década, que comenzó en 879 y fue descendiendo a 751, 724, 719, 676, 662, 627, 574, 606 y 638 ya en 2019.

Del total de siniestros registrados una mayoría fueron colisiones: el 34%, que se corresponde con 152 en cifras absolutas. Le siguen los choques (83), los siniestros por alcance (60) y las salidas de la carretera (45). Los 22 atropellos con atestado policial de por medio el año pasado representan el 4% mientras que los accidentes con un animal de por medio únicamente fueron dos en el último ejercicio analizado en las vías urbanas de Avilés.

Por meses, de enero a marzo y de julio a septiembre son en los que la estadística refleja una mayor intensidad de la siniestralidad mientras que los heridos se corresponden también al mismo período del año. En el primer trimestre de 2020 –antes del confinamiento domiciliario– hubo 67 personas afectadas de diversa consideración en accidentes de tráfico y 53, de julio a septiembre. Con víctimas mortales, el año más negro fue 2012, igual que 2013, con cuatro fallecidos cada uno de ellos.

En cuanto a los 197 atestados policiales y diligencias referidos a siniestros de tráfico son mayoría los que suceden en horas diurnas y con el asfalto seco (116) frente a los que se producen de noche con la carretera mojada (23).

Turismos y autobuses concentran la estadística más abultada (74,64%) por tipo de vehículos implicados en accidentes mientras que camiones y furgonetas ocupan el otro lado del registro (8,16%).

Los agentes detectaron 32 positivos en las etilometrías realizadas en 244 accidentes. En los controles preventivos realizados en la ciudad fueron 41 positivos de entre las 536 pruebas realizados mientras que en las infracciones graves dieron positivo en alcohol 185 de los 242 examinados.

Compartir el artículo

stats