Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Premio nacional al plan de prevención de suicidios de Avilés

El equipo de Salud Mental del área III cuenta con un equipo propio de valoración desde 2018

Juan José Martínez Jambrina.

Juan José Martínez Jambrina.

Los XII Encuentros sobre Conducta Suicida organizados por la red EnPsiquiatria han otorgado al Equipo de Intervención en Crisis (EIC) y Protocolo de suicidio en el Servicio de Salud Mental del Principado, vinculado al área de Avilés, uno de los premios a los mejores pósteres científicos.

Desde Avilés se impulsó hace ya más de un año un protocolo de prevención y seguimiento de los suicidios, un proyecto con dos pilares fundamentales: Atención Primaria y Servicios Sociales. Desde el área de Salud Mental que dirige el avilesino Juan José Martínez Jambrina se implementó a su vez el programa de intervención en crisis con la participación de enfermería y de trabajo social “para atender aquellos casos con idea suicida más grave de forma más intensiva”.

En el trabajo premiado, en el que se analiza la detección y manejo de casos de personas con riesgo de suicidio, a partir de los estudios realizados entre marzo de 2018 y febrero de 2021, se concreta que ninguno de los pacientes incluidos en ese protocolo precisó reinicio de la intervención facultativa y tampoco hubo fallecimientos por suicidio en ese espacio de tiempo.

“Nos llena de orgullo”, subrayó Jambrina tras el reconocimiento al trabajo firmado por Aitana M. González, Laura Pérez Gómez, José Antonio García Martínez, Eva Lago Machado, Elena Lanza Quintana, Natalia Álvarez Alvargonzález, Maria Alejandra Reyes Cortina y Celia Rodríguez Turiel.

El perfil del suicida en el área sanitaria mantiene la cadencia de los últimos años pese al reciente golpe del nuevo coronavirus: el grupo etario más afectado se sitúa entre los 70 y los 85 años, con patologías somáticas previas graves. En números: los fallecidos en los dos últimos años en el área avilesina por suicidio van disminuyendo levemente, aunque no de forma significativa por ahora. Casi un 40 por ciento de los suicidas no han tenido contacto previamente con el sistema sanitario y, en muchos casos, ni sus familiares próximos eran conocedores de sus intenciones.

Compartir el artículo

stats