El diputado de Foro Asturias en el Congreso, Isidro Martínez Oblanca, atendió ayer a la delegación del comité de empresa de Alu Ibérica de tal manera que, según explicaron estos, se ofreció a llevar a la carrera de San Jerónimo “cualquier iniciativa” que los trabajadores de la aluminera de San Balandrán considerasen óptima, explicó José Manuel Gómez de la Uz, el presidente del órgano de representación de la plantilla de la empresa propiedad, actualmente, de la entidad comercial Grupo Industrial Riesgo.

La reunión con Foro cerró la ronda abierta la semana pasada con todos los grupos parlamentarios (menos Vox que, según los trabajadores, nunca mostró interés por el problema que les acucia). “La gran mayoría del arco parlamentario nos ha prometido poner manos a la obra para que el Ministerio de Industria convoque la Mesa del Al uminio”, apuntó De la Uz. “Además, apoyan nuestra petición de que la SEPI (Sociedad Española de Participaciones Industriales) intervenga las fábricas. La apoyan casi todos: el PSOE se ha mostrado tibio. Existe un mandato de la Junta en este sentido: no entendemos por qué nuestro Presidente (Adrián Barbón) y nuestro Consejero (Enrique Fernández) siguen escondidos”, concluyó De la Uz.

A este respecto, Adrián Pumares, el secretario general de Foro, señaló al término de la reunión que su partido exige “la intervención de la SEPI”. Y abundó: “La operación de venta de la antigua Alcoa contó con el visto bueno y la colaboración necesaria del PSOE, por lo que ahora no pueden dar la espalda a los trabajadores”.