DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La empresa tecnológica Babel quiere potenciar su oficina de Avilés para crecer en el Norte

La directora general de la multinacional prevé acabar el año con un incremento del 50% de la plantilla actual, formada por 40 empleados

Adrián Polo, director de la oficina de Babel en Avilés, guía al consejero de Ciencia, Borja Sánchez, por las instalaciones; detrás, Carmen Castelló, directora general de Babel en España, y Mariví Monteserín, alcaldesa de Avilés.

Adrián Polo, director de la oficina de Babel en Avilés, guía al consejero de Ciencia, Borja Sánchez, por las instalaciones; detrás, Carmen Castelló, directora general de Babel en España, y Mariví Monteserín, alcaldesa de Avilés. Mara Villamuza

La multinacional tecnológica Babel Sistemas de Información, de origen español y fundada en 2003, apuntala con su presencia en Avilés el armazón del pretendido polo tecnológico e innovador sobre el que se depositan grandes esperanzas para la dinamización económica de la comarca. Su sola presencia, unida a la de empresas punteras del ramo como DXC Technology (antigua CSC), Satec o Konecta, todas de perfil tecnológico, contribuye a diversificar un sector emergente cada vez más tupido, por otra parte, gracias a la irrupción de pymes que basan su actividad en el mundo digital. Pero, como ayer trascendió, no es solo “estar” sino que en los planes de Babel está crecer desde Avilés, todo lo que permita el mercado del noroeste peninsular, donde la tecnológica ha iniciado la búsqueda de clientes. Entre los primeros ya están la Consejería de Salud del Principado y el Grupo Alsa.

En correspondencia con los planes de expansión –Babel presume de mantener una media de crecimiento anual del 20 por ciento desde su fundación–, la empresa anunció ayer que tiene la previsión de aumentar de 40 a 60 empleados su plantilla avilesina, lo cual equivale a un 50% de refuerzo de personal. La directora general de la compañía, Carmen Castelló, admitió que la idea original era llegar a cien empleados este año, pero que el covid trastocó ese plan. “No obstante, mantenemos el objetivo a más largo plazo”, precisó.

Castelló, junto con el director de la oficina avilesina de Babel, Adrián Polo, fue la anfitriona de una visita institucional a las instalaciones de la firma tecnológica encabezada por el consejero de Ciencia e Innovación del Principado, Borja Sánchez, y en la que también participaron la alcaldesa de Avilés, Mariví Monteserín, y el concejal de Desarrollo Urbano y Económico, Manuel Campa.

Babel se afincó en Avilés cuando en julio de 2020 completó la compra de la división de servicios profesionales en España de la multinacional alemana Software AG, que tenía oficina en el parque empresarial Principado de Asturias (PEPA). La operación formaba parte de los planes de expansión de la consultora digital española, que en esa jugada duplicó su tamaño.

En el nuevo escenario, del que Avilés siguió formando parte, la previsión comunicada fue alcanzar los cien millones de euros de facturación y sumar más de 2.000 trabajadores. Esos números permitirán a Babel, cuando lo alcance, situarse entre las diez principales empresas de capital español en el segmento de la consultoría informática.

“El centro de Avilés ha pasado a formar parte de la red de oficinas de una compañía de capital 100% español que apuesta por favorecer el crecimiento del tejido empresarial local y por la creación de empleo en el Principado"

Carmen Castelló - Directora general de Babel en España

decoration

Para Carmen Castelló, “este centro ha pasado a formar parte de la red de oficinas de una compañía de capital 100% español que apuesta por favorecer el crecimiento del tejido empresarial local y por la creación de empleo en el Principado, siguiendo con la filosofía de este espacio empresarial (el PEPA) en el que estamos ubicados”.

Dos de los primeros y más destacados clientes de la oficina de Babel en Asturias son Grupo Alsa y el Servicio de Salud del Principado de Asturias, a quienes ayudan en el proceso de digitalización de sus canales de venta online y en el desarrollo del sistema de imagen médica digital, respectivamente. La oficina avilesina, así mismo, colabora en diversas iniciativas de formación y empleo, como el programa Avilés Tecnológico o el programa formativo BabelCamp, que ofrece becas remuneradas, formación teórico-práctica en tecnologías de vanguardia y un proyecto piloto en metodologías ágiles.

Adrián Polo, el director de la oficina de Babel en Asturias, destacó el compromiso de la tecnológica “con el empleo local” y expuso los atractivos de trabajar “en una empresa que pone a las personas en el centro”. Entre otros: “El reparto de beneficios se hace con todos los empleados, existen paquetes flexibles de ventajas sociales, vacaciones por puntos, planes de carrera individualizados, promociones profesionales anuales, teletrabajo y horario flexible, contrato indefinido desde el primer día...”

El catálogo de servicios que oferta Babel se centra en tecnologías emergentes en ámbitos como “blockchain” (una estructura matemática para almacenar datos de manera que es casi imposible de falsificar), analítica de “big data” (examen de grandes cantidades de datos para descubrir patrones ocultos, correlaciones y otras claves), "low-code" (desarrollos de software que permiten la creación de aplicaciones de forma más rápida y con un mínimo de programación manual), inteligencia artificial (combinación de algoritmos planteados con el propósito de crear máquinas que presenten las mismas capacidades que el ser humano) y “chatbots” (programas informáticos diseñados para simular conversaciones con personas a través del teclado o mediante la voz), entre otros, e incorpora, según detalla la empresa, “nuevas soluciones de transformación digital apoyadas en productos de Internet de las cosas, análisis de información en tiempo real o apificación (rutinas, funciones y protocolos predefinidos que dan acceso de manera segura y confiable a la parte oculta del software de una aplicación)”.

El Consejero de Ciencia y la Alcaldesa de Avilés, que previamente a la visita a Babel habían estado también en la tecnológica avilesina DoMobility, valoraron el hecho de que la comarca “abrace” un futuro marcado por la diversificación de actividades económicas y pusieron de relieve que llegan nuevas oportunidades –como el 5G– “que aún potenciarán más el sector tecnológico”.

Compartir el artículo

stats