Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Menos visitas al taller tras la pandemia: “Se mira el aceite, las ruedas y poco más”

La puesta a punto del coche antes de las vacaciones “ya no es como antes”, según los mecánicos: “Llegan sin previsión, a cosas puntuales”

Vehículos en la estación de ITV de Avilés.

Vehículos en la estación de ITV de Avilés.

La industria del automóvil no acaba de ver la vuelta a la normalidad y la esperada recuperación económica. Si en plena época estival, los automovilistas pasaban por los talleres para realizar una revisión completa antes de salir de vacaciones, ahora ese gasto también se ha reducido. Lo certifica Daniel Gandú, empleado de VD Motor, en Avilés: “La gente ya no viene como antes, creo que viene mucha menos gente que antes de la pandemia. Además, ahora miran cuatro cosas, el aceite, las ruedas y poco más. Si suelen venir más después de la ITV, pero en general ha bajado mucho todo para el negocio”, concluye.

Jorge Suárez, propietario del taller Automek, precisa que esas visitas que antes se realizaban en momentos muy concretos del año, ahora son más espaciadas, o se buscan cuestiones más concretas. “No creo que ahora venga menos gente, sino que vienen de forma diferente. Ahora vienen de repente, sin previsión ninguna y quieren un mantenimiento, pero de cosas muy puntuales. Antes les hacíamos un presupuesto completo, pero ahora quieren lo justo para que el coche ande: cambiar el aceite, neumáticos…”, apunta este empresario.

Por su parte, Iván Fernández, asesor de servicio del taller Automóviles Avilés, asegura que, en su caso, sí han notado “más gente, sobre todo, ahora en verano, pero hacen revisiones generales, de ruedas y las pastillas del freno, principalmente”.

Los talleres, que han quedado excluidos del plan de ayudas del Gobierno para hacer frente a la crisis, registraron durante la primera y segunda ola una caída importante en la facturación, destacando el mes de abril del año pasado como el peor del año, con un desplome del 87% interanual. En la tercera ola, las cifras fueron algo más respetuosas, aunque no han permitido recuperar la actividad previa a la pandemia.

Es el caso de José Luis Alonso, propietario del taller Electromecánica Arne. “A principios de año estábamos más flojos, hasta abril o así. A partir de mayo y junio hemos notado una subida en el trabajo, pero lo que más se demanda es temas de ITV”. A su juicio, la llegada de clientes “ya no es como antes, que venían más a poner el coche a punto antes de las vacaciones. Ahora lo que más piden que se revise es el aceite, los filtros, frenos y poco más”.

María Jesús Rodríguez, empleada y una de las tres socias del Talleres Madafe, opina que “aunque ahora han dado más libertad las restricciones sanitarias, se ha notado un bajón grande de trabajo en el taller”. No entienden, en su caso, si esa tendencia es “porque la gente tiene miedo o por temas económicos pero se notó mucho. Además, había mucha inestabilidad: a lo mejor estábamos un mes mal y una semana bien”. Celebra, eso sí, que haya notado en los últimos meses una subida de su carga de trabajo: “Somos un taller eléctrico y la gente suele venir para mirar el arranque, el alternador o la batería, a veces también para la ITV”.

José Manuel Reguero, de Talleres Reguero, explica que a principios de año estuvieron “muy mal”, ahora, precisa, “mejoró algo la situación, hay más trabajo, pero la gente viene por la mecánica en general, revisión de frenos y ese tipo de cosas”.

Matriculaciones

Más signos de recuperación se aprecian en las cifras de matriculación de vehículos. En junio pasado se realizó ese trámite en Avilés para 34 turismos más que en el mismo mes del año anterior. Una tendencia bien distinta a la de los municipios vecinos de Castrillón o Corvera, donde la cifra para el mismo período era un 39% y un 54% menos con respecto a las mismas fechas de 2020.

En Oviedo, Gijón y Siero también se registraron un menor número de matriculaciones de vehículos, siendo el retroceso de un 4,40%; 10,53% y 38,05%, respectivamente.

La tendencia alcista de Avilés en las matriculaciones se invierte, sin embargo, para motocicletas y ciclomotores: un 30% menos entre junio de 2020 y junio de 2021.

En el sector del automóvil todavía confían en que este puede ser el año del boom en los concesionarios y los talleres.

Compartir el artículo

stats