La retirada de la fuente de Pedro Menéndez y su instalación en su nueva ubicación costará unos 127.000 euros a las arcas municipales. El Ayuntamiento de Avilés ha sacado a licitación las obras, que incluyen el desmontaje, reparación, traslado y posterior montaje en a la glorieta que regula el tráfico en la intersección de las avenidas de Alemania y la Constitución. Los trabajos tienen un plazo de ejecución de cuatro meses y las empresas interesadas tienen de plazo hasta el 14 de febrero para presentar ofertas.

Fue en 1956 cuando se instaló la fuente en la plaza de Pedro Menéndez como elemento ornamental en el centro de la glorieta que servía para la ordenación del tráficos de vehículos. Su configuración tiene claras referencias a los modelos escultóricos historicistas del siglo XIX que se prodigaron por los parques y glorietas en los desarrollos urbanos de esa época.

La reestructuración de la movilidad que está activada en la ciudad incluye una reurbanización completa del parque del Muelle y su entorno, un área de alto valor histórico. Y dentro de esa reorganización se encuentra la peatonalización completa de una plaza que servirá finalmente de nexo de unión peatonal entre los dos sectores de mayor importancia del casco histórico: La Villa y Sabugo. Así, el tráfico rodado quedará suspendido en dicha plaza, donde solo habrá un acceso restringido para el abastecimiento del mercado.

Como informó este periódico, para mejorar la accesibilidad de la plaza de Pedro Menéndez se eliminarán las zonas con elevada pendiente existentes sobre todo en la zona del frente del “café Colón”, con unos bancos de eliminación del desnivel. Se reubicará el actual puesto de la ONCE hacia la plaza, utilizando un modelo de quiosco tradicional que encaje en el ámbito patrimonial. Se habilitará además una zona de juegos infantiles en esa plaza-bisagra entre el centro y Sabugo.

El plan incluye la retirada de la fuente y su reubicación. “Al peatonalizar la plaza ha de retirarse de su emplazamiento ya que es una fuente que siempre ha tenido muchas quejas cuando está en funcionamiento debido a las salpicaduras que provoca los días ventosos, por este motivo va a ser reubicada”, recoge la memoria del proyecto.

La fuente de la plaza de Pedro Menéndez mantendrá su estética y funcionamiento hidráulico en su nuevo emplazamiento e incorporará un alumbrado ornamental con una amplia variedad de tonos de luz que permitirá programar “diferentes escenas lumínicas”, según avanzó en su día el concejal Pelayo García.

Del presupuesto total de la actuación, casi el 32% será para las instalaciones eléctricas e hidráulicas, el 26% para el desmontaje y demoliciones y el 24% para la obra civil.