Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Adrián Barbón: “Pablo García es el más grande de nosotros porque es el más humilde”

Los socialistas castrillonenses se vuelven a reunir en torno a una mesa y homenajean y aplauden al presidente de honor de la FSA

Loli Alas muestra el premio «José Fernandín» en primer término. María Fuentes

Pablo García, que es el presidente de honor de la FSA-PSOE, recibió ayer entre aplausos el homenaje de los socialistas castrillonenses que le habían premiado con el galardón que recuerda al alcalde José Fernandín –fusilado en Ceares al término de la guerra en Asturias– a mediados de diciembre de 2019. “Esto da cuenta de los cambios que hemos vivido desde entonces”, destacó David García, el secretario general del PSOE de Castrillón. Para García, el exsenador socialista y mentor del presidente Adrián Barbón, que participó también en el homenaje –“Es la mejor persona que podría recibirlo: Pablo García es el mejor de nosotros porque es el más humilde”, aseguró–, representa “a aquella gente que empezó a construir la sociedad que tenemos ahora”. Por eso reprochó a la “nueva izquierda” que olvide la memoria de quienes comenzaron a hacer el camino.

Adrián Barbón, cuando tomó la palabra, lo hizo sin una nota y con mucha memoria. Recordó que el premiado y él se conocieron en 1995, cuando le hizo una entrevista para la revista del instituto. “Aunque sabía de él porque en mi casa se le veneraba”, destacó. García fue el primer alcalde de Laviana, fue senador, pero lo que fue siempre fue zapatero. Su taller salió a colación cuando García tomó la palabra, pero también cuando le tocó el turno de Barbón. “No me formé en esa zapatería, porque la democracia ya estaba consolidada”, señaló.

García había llegado con tiempo al hotel de Naveces donde los socialistas castrillonenses habían organizado su homenaje. Y ese tiempo sirvió para recibir la admiración de sus compañeros de partido. Hubo fotos, estrechamiento de manos... Los socialistas avilesinos que acudieron al banquete también aprovecharon la oportunidad para posar junto al histórico socialista. García recibió “muy honrado” el premio y lo hizo sacando su discurso de dos folios del bolsillo y con Barbón a su lado, que sujetaba el micrófono. Fue él quien detalló la vida de Fernandín: concejal castrillonense entre 1918 y 1922. Alcalde en 1931 “y después en 1936”. “Tomó como referencia a los más necesitados”, señaló el exsenador.

David García habló de que los socialistas están listos para volver a la alcaldía de Castrillón. Y planteó el camino: “Tenemos argumentos suficientes para poder gobernar en España, en Asturias y en Castrillón”. Dijo también: “Hay que huir del discurso del miedo a la derecha porque hemos hecho muchas cosas y tenemos que venderlo”, señaló el secretario general de Castrillón.

Adrián Barbón también habló de elecciones. Del fiasco de los socialistas en Andalucía. “Las elecciones andaluces obedecen a un contexto concreto: el andaluz. Las próximas elecciones se tienen que ganar territorio a territorio. Primero vamos a ganar las municipales, después de las autonómicas y, después, todos juntos, a finales del año ayudaremos para ganar las generales”, resumió.

El acto político se cerró con los ochenta comensales entonando “La Internacional”.

Iván López Reguero, candidato de la ejecutiva a la alcaldía

David García, el secretario general del PSOE de Castrillón, propuso a Iván López Reguero, actual portavoz socialista en el Ayuntamiento, fuera candidato a la alcaldía. Lo hizo ayer en Naveces, durante la comida de entrega del décimo premio “José Fernandín” –que se lo llevó Pablo García, el presidente de honor de la FSA-PSOE–. El presidente del Principado, Adrián Barbón, que glosó la figura de su mentor, se refirió al “embarque” –así lo llamó– de García a López: “La unidad de todos es el primer paso para poder ganar las elecciones”.

Compartir el artículo

stats