Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Willie Nile Cantautor neoyorquino, actúa esta tarde en Avilés

"La música es capaz de sanar el alma; ser artista me hace sentir vivo"

"El rock and roll puede ofrecer salvación y redención; no se cansa de brindar segundas oportunidades, siempre puedes volver a él"

Willie Nile, con su guitarra, ayer, en la calle Galiana. LUISMA MURIAS

El cantante neoyorquino Willie Nile regresa a España tras cuatro años sin pisar una de sus ciudades favoritas de Asturias: Avilés. El músico ha escogido la villa para el inicio de su gira, en la que presentará su nuevo álbum "The Day The Earth Stood Still". Este cantautor, al que avalan cuatro décadas de recorrido discográfico, es reconocido por obras como "American Ride", "If I Was a River", su álbum homenaje a Bob Dylan, o "Children of Paradise". Toda su trayectoria profesional junto a sus últimas entregas lo sitúan como una leyenda del rock and roll. Actúa hoy en la sala Santa Cecilia de Avilés a las 20.30 horas.

–¿Qué representa Avilés para un artista como usted?

–Avilés es una ciudad que me gusta más que nunca. Desde que sucedió lo de la pandemia me parece aún más bonita que antes. La calidad de vida aquí es simplemente mágica. Además, el público español es muy entregado. Recibo de la audiencia la misma pasión que intento trasmitir sobre el escenario. España es el mejor sitio para actuar.

–¿Cómo le afectó la pandemia a su carrera musical?

–Fue una situación muy rara de vivir. En 2020, tuve que suspender mi gira en homenaje a mi primer álbum "Willie Nile", lanzado en 1980, cuarenta años atrás por aquel entonces. Así y todo, aproveché el tiempo para escribir canciones y grabar dos álbumes. Además aprendí a hacer algo que no había hecho nunca.

–¿Qué fue lo que aprendió?

–A cocinar. En mis 74 años de vida, hasta que no llegó el covid, nunca antes había pisado la cocina para preparar ningún plato de comida. Desde la pandemia, me hago la cena todos los días y es algo que disfruto haciendo.

–¿Qué canciones compuso en tiempos de pandemia?

–"The Day The Earth Stood Still" –en castellano "El día en que la Tierra se detuvo"–, es una de las canciones que compuse en mi apartamento de Nueva York, en pleno confinamiento. Me asombró ver la Gran Manzana como una ciudad fantasma. Esta canción está inspirada en la soledad que se respiraba en las calles y por ello lleva el título de mi último álbum, el que presentaré hoy en concierto.

–A lo largo de su trayectoria musical ¿cuál es ha sido la lección más importante que ha aprendido?

–Saber que cuando llegan las dificultades hay que mantenerse firme y ser fuertes mentalmente. A sobrevivir y enfocarse en el objetivo sin rendirse nunca. Otro aprendizaje que me ha dejado es trabajar la paciencia.

–¿Cómo ha cambiado la industria de la música desde sus inicios?

–Ha cambiado muchísimo. Antes la industria estaba centralizada en las grandes discográficas y los artistas luchaban por ser representados por ellas. Ahora, por ejemplo, yo tengo mi propia discográfica y está todo más descentralizado. Aunque haya muchas discográficas pequeñas, estas son independientes y, por consiguiente, el artista obtiene una mayor libertad.

–¿Cuál es la mejor parte de ser músico?

–Dedicarme a algo que me hace sentir vivo. Esta profesión está cargada de emoción y sentimiento, aunque si tuviera que quedarme con un único aspecto sería la libertad de poder componer sobre cualquier cosa. Además, la música tiene tal poder que es capaz de sanar el alma.

–¿Cómo le ha sanado el alma a usted?

–Yo creo que el rock and roll puede ofrecer salvación y redención. No se cansa de ofrecer segundas oportunidades y siempre puedes volver a él. En los conciertos, los músicos y el público establecen una comunicación a través del rock and roll. Es un momento de sanación que me hace sentir a gusto con la raza humana.

–¿Proyectos futuros?

–Estoy grabando un nuevo álbum y en un par de semanas lanzaré una nueva canción cuyo nombre todavía no puedo revelar. También estoy trabajando en una película, es un documental sobre mi vida actual en Nueva York que mezcla tintes del pasado; se lanzará el año que viene.

Compartir el artículo

stats