Alumnas de FP de Avilés ponen guapas a las abuelas

Un grupo de estudiantes de estética del CIFP hace las uñas y maquilla a usuarias del centro de mayores de Los Canapés: "Aprendemos ellas y nosotras"

En la imagen superior, la alumna Alba Méndez y Carmen Paulo, en primer término y sobre estas líneas María Dolores  Aguilera y Lorena Jiménez, ayer, en el centro de personas mayores de Los Canapés. | I. G.

En la imagen superior, la alumna Alba Méndez y Carmen Paulo, en primer término y sobre estas líneas María Dolores Aguilera y Lorena Jiménez, ayer, en el centro de personas mayores de Los Canapés. | I. G.

I. G.

"Soy presumida, me gusta que me hagan las uñas, me maquillen,...", afirma María del Carmen Álvarez, usuaria del centro de mayores de Los Canapés, que ayer recibió junto a sus compañeras, una visita muy especial. Un grupo de alumnas de Estética del CIFP Avilés se acercó al centro para participar en un encuentro intergeneracional y de paso "ponerse guapas", como expresó Magdalena Rico. La labor de ayer se centraba en las uñas, esmaltarlas y luego pintarlas aunque también hubo mujeres como Amelia Gómez que decidió que quería maquillarse el rostro. Y ahí estaba Laura Blanco brocha en mano para ponerle coloretes. "Ahora le estoy aplicando una base ligera", detalla Blanco.

"Presumir" también es intergeneracional

"Presumir" también es intergeneracional / I. G.

Alba Méndez es otra alumna de Estética del CIFP y mientras esmalta las uñas de Carmen Paula destaca las bondades de esta actividad: "Está muy bien compartir experiencias como esta en la que aprendemos las dos partes, ellas y nosotras".

Al tiempo, Natalia Palacio lima las uñas a María del Carmen Álvarez. "Las estoy redondeando un poco", detalla antes de destacar con una sonrisa lo "genial" que es pasar parte de la mañana con las mujeres del centro social de Los Canapés. "Voy a pintarlas de rosa claro", apostilla Álvarez, encantada con el trato de las alumnas.

Lorena Jiménez coge con cariño las manos de María Dolores Aguilera. Habla con ella sobre el tratamiento de uñas. Ambas están encantadas, incluso la alumna algo más. "Es muy importante conectar con los mayores, esta actividad es muy bonita", afirma la joven, que junto a sus compañeras sonríen mientras Lucrecia Peinado, Magdalena Rico y Logi Leoz, entre otras usuarias del centro esperan su turno. "Como todo, las personas mayores también tenemos derecho a ponernos guapas, porque somos presumidas", concluyeron Álvarez y Paulo.

Suscríbete para seguir leyendo