Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

FIDEL GARCIA

La educación diferenciada es constitucional

Una aportación crítica al debate sobre las ventajas de los diferentes modelos pedagógicos

El Tribunal Constitucional ya ha sentenciado que la educación diferenciada es perfectamente constitucional. Ese es, no obstante, un fantasma educativo que aún recorre algunas comunidades autónomas. Según lo políticamente correcto, promovido un día sí y otro también, venga o no venga a cuento, se arremete demagógicamente contra la educación diferenciada,

Los enemigos de la educación diferenciada se basan en la ideología radical de género que sostiene, contra toda lógica y sentido común, que las diferencias entre los niños no son naturales, necesarias, sino que son fenómenos ideológicos que se pueden cambiar como se quiera y hasta donde se quiera. Algo, además de ridículo, claramente sectario. Sin embargo, los enemigos de los colegios concertados con educación diferenciada lo presentan como lo más progresista de España.

Lo que resulta sorprendente y preocupante es que algunos integrantes del Tribunal Constitucional se hayan opuesto a la educación diferenciada, y no por razones orientadas a mejorar la calidad de enseñanza, sino por obediencia a la ideología política y por seguir no la Constitución, sino el modelo educativo del PSOE, lo que los anula como miembros de un órgano que debe obrar con independencia de las presiones políticas.

El PSOE de Pedro Sánchez, sin programa y con la fuerza de los votos más radicales, pretende en su afán de destrozarlo todo estatalizar la educación para sumirla en un caos moral e ideológico, sin ningún valor moral e inspirada en nefasta y nefanda “ideología de género”. Eso es lo que trata de imponer la LOMLOE de la Ministra Celaá.

Un estudio riguroso y serio presentado por Eurydice (Agencia Ejecutiva de la Comisión Europea en el Ámbito Educación) concluye que la educación diferenciada proporciona a los chicos y chicas más libertad para elegir materias no asociadas a su sexo, ofrece más espacio a las chicas, contribuye a aumentar la autoestima y fomenta el esfuerzo en los chicos para preocuparse por su imagen como estudiantes.

La educación diferenciada rompe un tópico mantenido sin más fundamento que los prejuicios contra las chicas, al considerar que las carreras de letras son para las chicas y las de ciencias y tecnológicas, para los chicos; y es que mejora el acceso de la chicas a estudios científicos-técnicos. Precisamente los estereotipos de género son los que más provocan la ausencia en las aulas de las chicas para aspirar a las profesiones de éxito.

El gobierno alemán anima a las jóvenes estudiantes a elegir titulaciones del ámbito de las matemáticas, informática, ciencias naturales y técnicas. Otros gobiernos están rompiendo los tabúes de que la enseñanza primaria es un campo reservado a las chicas y han puesto en marcha iniciativas concretas para atraer un número mayores de hombres a la profesión, como han hecho Irlanda, los Países Bajos, Inglaterra, Suecia. Deberíamos estar tomando nota...

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats