Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La columna del lector

Navidad se acerca

Bendita sea la Navidad que ya se acerca a nosotros. Pienso en el Niño que nacerá, y piense en los dulces que comeré. El niño que nace se llamará Jesús, su madre se llama María, su padre se llama José y el recién nacido nos traerá la luz.

La Navidad se acerca, bendita sea. El tiempo corre que vuela y un día cualquiera, a la hora de la cena, una reflexiona cuánto ha cambiado todo en unos poquísimos días.

¿Por qué este lío tan grande? Porque la Tierra da vueltas y nos marea a todos con sus vueltas y revueltas; pero no hay que darle importancia, ni siquiera pensar en ello, estamos unas veces más lejos y otras más cerca del cielo.

Lo que sí estoy encantada es que iré aun gran comercio y compraré cosas ricas de esas de Navidad. Y, sobre todo, el turrón blando, y el de yema tostada y el mazapán. Y pondré en medio de la mesa al Niño Dios en la cuna porque entre las cosas hermosas, tanto como esa, ninguna.

Así que ya lo pensé todo. Todo listo y preparado y qué gran ilusión que tengo yo para este 24 de diciembre. Si ese día camino medio bien es el Niño Jesús bendiciéndome.

La Navidad se acerca, bendita sea.

Compartir el artículo

stats