Blog 
Cosas del Suroccidente
RSS - Blog de Antonio Ochoa

El autor

Blog Cosas del Suroccidente - Antonio Ochoa

Antonio Ochoa

Sobre este blog de Occidente

Blog de artículos de la sección de Occidente


Archivo

  • 17
    Febrero
    2013
    asfd

    Basura

    Seguir la actualidad se está volviendo imposible. El olor de la corrupción es tan fuerte que acabas enfermo de asco. Quizás eso sea lo que están intentando: inundarnos de basura para asfixiarnos y quedar impunes. No queda nos más remedio que distanciarnos un poco y poner un filtro de humor entre la realidad y nosotros. Y, la verdad, la mayoría de los casos parecen sacados de una mala comedia española. El problema es que tanto los actores como los diálogos carecen totalmente de gracia. Vean.

    Desaparecen medio millón de toneladas de carbón (un montón del tamaño del Carlos ...


  • 07
    Febrero
    2013

    Sobre sobras y sobres

    Uno ya se había acostumbrado ya a que los políticos le robasen y, por tanto, a no permitir que su indignación crónica se convirtiera en cabreo agudo. Pero cuando, encima, te llaman imbécil, llevarlo con calma se vuelve mucho más difícil. No voy a entrar aquí a discutir si los sobre(s)sueldos del PP son totalmente ciertos o no. Con los datos de que dispongo en este momento, es todo cuestión de fe y yo, en política, soy un ferviente incrédulo. Pero que me ofrezcan como prueba exculpatoria las declaraciones de renta y de patrimonio de los interfectos y la contabilidad del partido me...


  • 23
    Enero
    2013

    Sin sentidos


    Observo perplejo como muchos afirman no haberse enterado hasta ahora de que la corrupción es el principal problema de este país. Me parece que, excepto los que han vivido las últimas décadas en algún lugar aislado (preferiblemente, en otro planeta), los únicos que no han percibido el insoportable olor que emanaba de la vida política española son los que se han pasado todo el tiempo con una mano apretando fuertemente la nariz; los únicos que no han visto que la corrupción no era puntual sino generalizada han sido los que han dedicado los últimos años a usar el índice de ...


  • 09
    Enero
    2013

    Ladrones de sueños

    Los seres humanos somos adaptables y, cuando los placeres materiales se tornan inalcanzables, volvemos la vista hacia esas satisfacciones espirituales que, normalmente, tenemos olvidadas. Eso no siempre es fácil porque, aunque la presencia de materia no afecta al espíritu, su ausencia sí. Por eso, aunque los garbanzos no son especialmente afrodisíacos, cuando nos faltan, la vida amorosa empeora. Por eso, aunque nuestros sueldos no alientan, precisamente, la esperanza, los tijeretazos que les asestan a aquellos hacen sangrar también a esta. Por eso, cuando estos pequeños refug...


  • 05
    Noviembre
    2012

    Boabdil

    Nos han convencido de que, para salir de la crisis, hay que avanzar, decidida y rápidamente…hacia atrás. Y henos aquí vendiendo por un plato de lentejas el Estado del Bienestar que tanta sangre, sudor y lágrimas costó levantar (no a nosotros, claro, o no lo daríamos tan barato). Los libros de texto de Historia del futuro sólo llegarán hasta finales del siglo XX. Cuando los alumnos los terminen, seguirán estudiándolos en sentido contrario, pero mucho más rápido. Me pregunto cuánto tiempo nos llevará volver a las cavernas. Seguramente, muchísimo menos que el que nos llevó sa...


  • 03
    Octubre
    2012

    Despedir

    Ya me cargan los mandamases que me “piden” sacrificios, como si después de haber acabado con nuestro dinero y quisieran liquidar también nuestro idioma. Porque “pedir” implica discrecionalidad en el “dar”. Cuando no puedes negarte, se llama de otras maneras como “quitar”, “arrebatar” o “robar”. Que ya lo dice el refrán: “Contra el vicio de pedir está la virtud de no dar”. Sin embargo, frente a está la Administración de insaciables pedigüeños, a nosotros nos expropian rápidamente si pretendemos ser virtuosos de la negativa.
    Y aún me fastidi...


  • 14
    Agosto
    2012

    23F Bis

    Cuando la dictadura cerró por defunción, los españoles empezaron a sentirse mayores de edad en un estado en el que, hasta entonces, habían vivido como menores tutelados y la presión social exigiendo mayores cuotas de participación empezó a amenazar los chollos de aquellos que habían engordado con el Régimen y no tenían intención de cambiar la dieta. Los medios afines se llenaron de voces quejándose de que la gente confundía la libertad con el libertinaje y la democracia con el “democraciaje”.

    Y entonces, un aciago día de febrero, unos cuantos exaltados montaron una...


  • 18
    Julio
    2012

    De viaje

    El otro día fui de viaje a Madrid con unos cuantos amigos mineros y aún estoy sorprendido del abismo que media entre lo que tú ves y lo que luego te cuentan. Según muchos medios de comunicación, hubo una manifestación (tres fotos de la gente) que terminó en disturbios (veinte fotos de violencia). En cambio, yo sólo vi una manifestación pacífica que terminó y, después, para entretenernos mientras arrancaban los autobuses, una actuación conjunta de antidisturbios y grupos radicales. Muy buena, por cierto, la coreografía. Se les nota que están acostumbrados a actuar juntos. Lo q...


  • 04
    Julio
    2012

    Más allá

    Quizás ya no lo recuerden, pero hubo un tiempo en que andábamos con los bolsillos bastante llenos. Aquello era un inconveniente porque, debido a ello,  a la gente le costaba mucho bajarse los pantalones. Así que nuestros líderes patrios decidieron aligerarnos de peso. Nos robaron la cartera, la calderilla, las llaves del coche, las del piso, el pañuelo y hasta las pelusillas. Tanta afición le cogieron a hurgar nuestros bolsillos que no pararon ni cuando se rompió el forro y ahora notamos sus manos tocándonos lo que tenemos más allá.

    Por nuestra parte, no nos quedan mu...


  • 24
    Mayo
    2012

    Con los mineros

    Los seres humanos tienden a contemporizar y buscar otras vías de escape antes de lanzarse a la lucha. Por eso, a lo largo de la historia, ha habido muchísimos más abusos que revueltas. Sin embargo, cuando nos acorralan demasiado, hasta los más tímidos sacan la uñas. Eso es lo que ha sucedido con los mineros. La cerrazón del gobierno no les ha dejado más que dos opciones: echarse a la calle o que los echen a la calle. La elección es bien sencilla.

    Y más cuando saben que esos millones que le niegan al carbón se los dan multiplicados por diez a las empresas eléctricas para ...