Blog 
Crónicas Informáticas
RSS - Blog de Crónicas Informáticas

El autor

Blog Crónicas Informáticas - Crónicas Informáticas

Crónicas Informáticas

Los autores de este blog son profesionales de la informática, miembros de los Colegios Oficiales de Ingenieros en Informática e Ingenieros Técnicos en Informática del Principado de Asturias.

Sobre este blog de Tecnologia

En este blog, profesionales de la informática asturianos, rendiremos homenaje al escritor Ray Bradbury. No iremos a Marte, pero sí narraremos la crónica de la transformación digital de la sociedad.


Archivo

  • 01
    Agosto
    2019

    Comenta

    Comparte

    Twitea

     
    tecnología Oviedo

    Atacar el Hemiciclo

    Atacar el Hemiciclo

    Días atrás se ha publicado que los ordenadores que los diputados del Congreso utilizan en sus escaños son muy vulnerables a ataques informáticos. Esa noticia nos viene muy bien, porque en Crónicas informáticas siempre insistimos en tomarse en serio la seguridad, en no descuidar ningún frente y en actualizar los sistemas operativos. Estos ordenadores datan de 2006 y utilizan Windows XP, que ya no tiene soporte y no se actualiza desde 2014.

    Sin embargo… como casi siempre, hay que analizar las cosas con calma. El medio aludido ha contactado con fuentes oficiales del Congreso, que aseguran que sus servicios informáticos son conscientes de esa situación y la tratan de manera específica. Al parecer esos ordenadores están en una red separada, se administran de forma centralizada con determinadas herramientas y se vigilan estrechamente. “Otras fuentes”, según dicho medio, contradicen esto basándose en imágenes de las pantallas en las que se ven determinados iconos. Las redes se han llenado de comentarios proponiendo soluciones bienintencionadas: sustituir Windows XP por una versión ligera de Linux que correría en esas máquinas antiguas, por ejemplo.

    No me cabe duda de que los informáticos del Congreso han considerado todas estas opciones, sopesado los pros y los contras, y elegido la más adecuada en esas circunstancias.

    ¿Es posible atacar los ordenadores del Hemiciclo y desde ellos otros ordenadores del Congreso? Rotundamente sí; ningún riesgo es cero. Toda la seguridad, del tipo que sea, es un compromiso entre el riesgo que se asume y el coste de las medidas que se adoptan. Un titular periodístico podría destapar que determinada puerta del edificio, quizás una reliquia histórica insustituible, tiene en realidad una cerradura muy fácil de forzar. Y el avezado periodista podría interrogar a los responsables de seguridad:

    “Señores del Congreso, ¿son conscientes de que esta puerta es muy fácil de abrir?”

    Y la respuesta podría ser:

    “Sí. Por eso está vigilada veinticuatro horas por agentes armados.”

    El riesgo de que esos ordenadores sufran ataques existe. Como existirá, con toda seguridad, un cierto riesgo de intrusión física, o de incendio, o de fallo eléctrico, o de ataques en los ordenadores más modernos. Pero no parece negligencia, porque hay profesionales que han evaluado la situación concienzudamente y elegido una solución asumible con los recursos disponibles y en proporción al valor de los bienes que están en peligro.

    Y que, seguramente, se llevarán la peor parte si acaba ocurriendo algo. Así de ingrato es el trabajo de un responsable de seguridad…

    Agustin Cernuda del Río

    Miembro del Colegio de Ingenieros Informáticos del Principado de Asturias

     

     

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook