Blog 
Las Estaciones y Los Días
RSS - Blog de Israel Olivera

El autor

Blog Las Estaciones y Los Días - Israel Olivera

Israel Olivera

Periodista. Del norte al sur.

Sobre este blog de Nacional

De lo cultural, de lo político y de lo social


Archivo

  • 08
    Noviembre
    2011

    Perpleja, sola y herida

    El debate de ayer lo perdió la sociedad.

    Y lo ganó twitter.

    Mientras los palmeros, adláteres, tuiteros con nombre propio, jóvenes promesas de la soflama y sesgados analistas aplauden y rinden loas de pompa y boato a sus respectivos candidatos debatientes, a esos púgiles de la estulticia, la sociedad mira a su alrededor, perpleja, sola y herida.

    Las ausencias sonrojantes e indecorosas en el debate de ayer muestran el pecado de omisión de los que se proclaman líderes.

    Pecado de omisión que no incluyó en el debate ni un leve fraseo sobre cultura, ni una...


  • 07
    Noviembre
    2011

    ¡¡Viva el vino!!

    Con esta expresión eufórica y nada comedida se despachaba en 2007 Mariano Rajoy en la presentación de María Dolores de Cospedal como candidata a la Presidencia de Castilla La Mancha. Remató su discurso con un esplendoroso ¡Viva el vino! Y lo que se pretendía defensa de tan noble caldo se transformó en mofa recurrente para humoristas varios.

    Sus acólitos recogieron el testigo de forma muy seria y en la campaña electoral de 2008 ya mostraron una serie de botellas con la egregia  efigie del candidato popular.

    Para no desmerecer, quién sabe si para continuar con ...


  • 06
    Noviembre
    2011

    15M vs 20N

    Llenaron el aire sus consignas, las portadas de los periódicos se hacían eco de sus soflamas, de sus pancartas. La derecha más rancia les pintaba cuernos y rabos endemoniados. La izquierda más progre les ofrecía su hombro para el llanto y la queja y les daba palmadas de compadreo sobre la espalda.

    Ahora, en campaña, han desaperecido.

    Al menos se han volatilizado de los medios de comunicación. Ese movimiento que parecía predestinado a motivar un cambio, el despertar de la democracia real; que obligaba a la política tradicional a hacer un quiebro en su discurso, que m...


  • 05
    Noviembre
    2011

    Alfredo, no te creo

    Después de las "pomporrutas nacionales" ideadas por el insigne MAR (aquel Miguel Ángel Rodríguez de gran incontinencia verbal que llegó a ministro después de popularizar para la memoria colectiva electoral el tachún - tachún del PP) llega un nuevo hit a las filas de la gaviota.

    "Alfredo, no te creo" es el título.

    Ya se ha utilizado para abrir actos electorales de primera fila (arranque de campaña electoral en Génova, mítin en Toledo, etc) y sirve  de calentamiento para los simpatizantes populares antes de que sus primeras espadas salten al ruedo mitinero sin ...


  • 04
    Noviembre
    2011

    La rosa amputada

    Rosa. Rosae. Rosas.

    Así rezaba la letanía repetida como un mantra cuando en el colegio se enseñaba latín. Se conjugaba  hasta la saciedad en busca de un afianzamiento en la memoria que podría durar hasta allende los tiempos.

    Pues bien, parece que al PSOE la conjugación de la rosa no le ha llegado a más de cien años. Más que arrancada en un momento de pasión, ha sido amputada quirúrgicamente por el bisturí  de la mercadotecnia.

    La rosa es una marca que no vende, que se asocia con tiempos de tormenta, de cielos color panza de burro surcados por br...


  • 02
    Noviembre
    2011

    ¿A quién teme el Lobo Feroz?

    Es un gesto mínimo. Ni tan siquiera preciso. Pero ha desatado un terror desaforado. Habría que hacérselo revisar. Aún queda esperanza.

    Los mercados, voraces devoradores de mundos, de sociedades, de personas. Los mercados, que se meriendan bolsas y gobiernos. Los mercados que regurgitan líderes y partidos políticos han encontrado la horma de su zapato. Y es ese gesto mínimo.

    Tiemblan las piernas de los grandes bancos, se desbaratan las cuentas europeas, el euro mira con resignada extrañeza, los conciliábulos económicos sacan colmillo, los ejecutivos se esconden en l...


  • 31
    Octubre
    2011

    Una. Barra. De pan.

    Las cifras de la ignominia, de la mordaza, de la secreta convicción de la muerte, de la advertencia perversa, del conflicto falaz.

    Bajo el seísmo brutal de la muerte y del atentado, se resigna (se resignaba, se ha resignado, aún es pronto para conjugar resignó) en Euskadi una forma más sibilina y mutiladora de terror. Sibilina porque es vox pópuli e impune. Mutiladora porque cercena la parte de la vida que nos hace gregarios, que nos hace humanos, la vida social.

    De esta forma el gesto más cotidiano, la labor doméstica más inocente se convierte en un conjuro de mira...


  • 27
    Octubre
    2011

    El Golem vestido de Hermés

    Aquel cerrojazo de fosa común y vuelos sobre el Atlántico marcó las dictaduras en los años ochenta del convulso siglo XX.

    La modernidad de esta primera década del XXI nos trae una nueva dictadura que amarga por lo contrito, por lo sagaz de su maldad, porque la hemos dejado que se instalara en el salón de nuestra casa con las piernas estiradas sobre la mesita.

    Lucía corbata endomingada, el look de los vencedores, la corbata de Hermés de los gallos de corral, la sonrisa eterna de los siempre ganadores… Cuando comenzamos a percatarnos de que le apestaban los pies, las...


  • 26
    Octubre
    2011

    200

    Ruth y José.

    Han desaparecido de la portada de los periódicos. Ahora son solo un eco. Una voz marchita, el crepitar de la radio.

    Pasó con otros antes que ellos. Fueron titular. Luego se desvanecieron, como fantasmas, como el tibio calor que desprendían sus camas antes de marchar.

    Ahora nos miran desde los ojos vacíos de sus padres, de sus familiares, ocupan un espacio invisible en el patio de recreo, en el columpio vacío, en la playa desierta, en una foto descolorida.

    El espejo mantiene estática la imagen de su último reflejo. Aquellas pecas, las gafa...


  • 25
    Octubre
    2011

    Sal gorda sobre las heridas

    La sátira impertinente siempre ha sido un recurso estilístico más que aceptado, casi un modus escribiendi, por tantos finos estilistas de la pluma, el glosario y el comentario.

    El tertuliano voraz, el vocero omnipresente, el tuitero desbocado, todos la han (hemos) empleado en alguna ocasión para referir tal o cual hecho. Pero de la sátira impertinente al insulto zafio y soez solo hay un margen estrechísimo, un caminar por el filo de la navaja que puede hacer caer el ingenio hacia el más burdo de los agravios. Y en este caso, además, con la ética más rastrera que se asocia ...