Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Noreña-Berrón logra veintiuna medallas en el ranking infantil y cadete

Borja Tamargo, Lucía Jardón, Santi Ontañón y Lucía García consiguieron el oro en sus respectivos pesos

Los judokas del Noreña-Berrón lograron veintiuna medallas en el primer ranking infantil y cadete de los Juegos Escolares.

Con un equipo joven, en el que la mayoría de los judokas eran de primer año en cada una de las categorías, se presentaron con unas ganas enormes de ir haciéndose un hueco en el Ranking autonómico.

Los infantiles Borja Tamargo y Lucía Jardón se alzaban con la medalla de oro, en unos pesos, ambos, en los que tenían que ir eliminando a sus propios compañeros, para ir superando sus eliminatorias, haciendo un podio totalmente del club.

A Borja lo acompañó Rubén González con la plata y Adrián Revilla en un quinto puesto; a Lucía, Rosa Fanjul y Xana García, bronces las dos, seis compañeros medallistas en dos pesos muy complicados.

Santi Ontañón, también campeón, superó sus combates con tranquilidad y mucho aplomo, con la experiencia que le van dando competiciones como las Copas de España e incluso el campeonato Nacional, en el que ya participó.

A Aitor Norniella, le faltó muy poco para llevarse el oro, con una gran competición, en la que araña sus primeros puntos en el ranking, con su medalla de plata; así como a Andrea Álvarez, que tras varios años sin competir, vuelve al tatami, con una plata, que sabe a oro, tanto a ella, como a todos sus compañeros, que se volcaron con ella, sobre todo en la final.

Completaba las platas Laura Martínez, que también tuvo que eliminar a su compañera Sara Rodríguez, logrando también el bronce, haciendo del podio de los colores del club de nuevo y María Díaz, con una final durísima.

Héctor Mollá, acusó la inexperiencia y el difícil paso de Alevín a Infantil, pero con el ánimo de todos sus compañeros, se reforzó totalmente y se trajo una medalla de bronce, que augura un buen camino, así como Leyre Carranza, a la que poco a poco, se va adaptando a la nueva categoría y araña el metal de bronce, tan merecido.

Completaba el equipo Infantil Alberto Ornia, cuyos cruces no fueron muy buenos y le dejaron un quinto puesto final, como Adrián, quedándose a las puertas del podio.

En la categoría Cadete, los duros combates que se vieron demostraban el alto nivel del judo asturiano, en el que todos luchan por puntuar y hacerse un hueco para el Nacional.

Lucía García, se hacía con el oro, con autoridad y una muy buena actuación.

Alicia Rodríguez, Elsa Fernández, Luis Jardón, Sergio Díaz y Diego Álvarez, con sus medallas de plata, tuvieron unas eliminatorias complicadas, pero que fueron solventando con mucha profesionalidad, a pesar de algún revés con las pequeñas lesiones de Diego y Sergio, en sus finales.

Sofía Blanco y Darío Revilla, a la que un mal golpe, le privó de pasar a la final, subieron al cajón del bronce, donde ambos demostraron estar a muy buen nivel y que pueden llegar más arriba aún.

El equipo cadete se completaba con Sergio Blanco, al que una lesión de última hora, no le permitía competir en esta ocasión y César Ballesteros, cuya extensa eliminatoria, le dejaba en un séptimo puesto.

Compartir el artículo

stats