11 de julio de 2019
11.07.2019

La autopsia confirma que el cuerpo hallado en la costa de Cóbreces (Santander) es el del menor desaparecido en junio

La autopsia ha determinado que el cuerpo hallado la emana pasada flotando en la costa de Cóbreces es el del joven de 16 años Manuel Blanco, desaparecido a finales de junio cuando se encontraba con su familia en una zona próxima a los acantilados de Ruiloba.

11.07.2019 | 14:37

La autopsia ha determinado que el cuerpo hallado la emana pasada flotando en la costa de Cóbreces es el del joven de 16 años Manuel Blanco, desaparecido a finales de junio cuando se encontraba con su familia en una zona próxima a los acantilados de Ruiloba.

Aunque el cuerpo no pudo ser identificado entonces, ya se apuntó la posibilidad de que fuera el del menor desaparecido, para cuya identificación ha sido necesario el uso de técnicas forenses para la extracción del ADN, labor que ha realizado el Instituto de Medicina Legal de Cantabria, desde donde se han remitido las pruebas a Madrid.

El informe preliminar de la autopsia ha sido remitido al Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número Dos de Torrelavega, al aparecer el cadáver en Cóbreces, encargado de las diligencias al ser el que estaba de guardia en ese momento.

Cuando se reciba el informe completo, se remitirán las actuaciones al Juzgado de San Vicente de la Barquera, que lleva la desaparición del joven, dado que ésta sucedió en Ruiloba, han informado a Europa Press fuentes judiciales y del Gobierno de Cantabria.

El cuerpo del menor fue encontrado el pasado 5 de julio por un barco pesquero a una milla de la playa de Luaña, en la costa de Cóbreces (Alfoz de Lloredo). En ese momento, y debido al estado en que se encontraba, no pudo ser identificado, quedando pendiente de la autopsia.

El joven desapareció el pasado 23 de junio en la zona de acantilados próximos a la ermita El Remedio, en Ruiloba, donde se encontraba pescando con su familia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook