23 de noviembre de 2010
23.11.2010
La Nueva España
Una iniciativa pionera en la región

El criadero experimental de gochu asturcelta arrancará en enero

Futeca creará en Lena el primer centro de estudio para la comercialización de la carne de la raza de cerdo autóctono

23.11.2010 | 01:00
Varios ejemplares de gochu asturcelta en un criadero en Lena.

Mieres del Camino, C. M. B.


La Fundación Tecnológica y Formativa en Alimentación (Futeca), con sede en Mieres, sigue adelante con su proyecto de estudio y comercialización de la carne de gochu asturcelta con la creación de un criadero experimental. Después de que la fundación Ronzón cediera cinco hectáreas de terreno para poder iniciar la investigación en Lena, Futeca anunció ayer que los primeros ejemplares comenzarán a criarse en enero.


De esta forma, tal y como apuntó el gerente de Futeca, José Ramón Arias, «se iniciará un amplio proyecto que estará vigente hasta 2012». Durante ese período, la Fundación estudiará la cría de los ejemplares de raza autóctona y elaborará un riguroso estudio sobre su alimentación, cuidados que precisa y los gastos económicos que acarrea. De esta forma, Futeca mejorará la información para los futuros criadores de gochu asturcelta. «A partir de ahora, si alguien quiere empezar a criar gochos autóctonos sabrá cuanto le costará y qué ganancias le reportará», explicó Arias.


El proyecto no se quedará únicamente en la cría si no que se involucrará en la comercialización de la carne de gochu asturcelta. Por ejemplo, analizarán «cuando es el momento óptimo para sacrificar al animal». Y es que, a pesar de que la carne del gochu asturcelta tiene un sabor y una calidad apreciable «es un tipo de carne que da mucha grasa, por lo que no es aconsejable esperar a que el animal tenga mucho peso». También se trabajará en la alimentación y se experimentará dando a los ejemplares diferentes tipos de bellotas y castañas para saber que alimento resulta más aconsejable para su engorde y más económico.


El proyecto del gochu asturcelta cuenta con una subvención del Principado de Asturias y el apoyo del Servicio Regional de Investigación y Desarrollo Agroalimentario de Asturias (Serida). También está involucrado el matadero de Mieres y la asociación de criadores de Gochu asturcelta (Acga). De hecho, los animales para el estudio serán seleccionados en los criaderos regionales.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook