18 de septiembre de 2011
18.09.2011
Una empresa en expansión pese a la crisis
 

La multinacional PMG amplía su actividad en Mieres con una línea de piezas de automóvil

La compañía obtuvo ayudas de fondos mineros para realizar una inversión de 4,9 millones en la planta de Baíña, donde tiene cerca de 120 empleados

18.09.2011 | 02:00
La factoría de Asturias Powder Metal en el polígono de Vega de Baíña, en Mieres.

Mieres del Camino,


P. CASTAÑO


La multinacional PMG ampliará la actividad de la planta de Asturias Powder Metal, ubicada en Mieres, con la puesta en marcha de una nueva línea de producción de piezas sinterizadas. La compañía, que anteriormente se conocía como Sinterhstalh Asturias y que desembarcó en el polígono de Baíña de la mano de Thyssen, tendrá con la nueva ampliación de la planta siete líneas de producción de engranajes destinados a la transmisión de automóviles.


Asturias Powder Metal ya ha presentado al Ayuntamiento de Mieres la solicitud de licencia de apertura de la nueva línea de producción (denominada L-7) de piezas sinterizadas, que son elaboradas con tratamientos térmicos a partir de polvos metálicos. La compañía obtuvo en 2007 una ayuda de fondos mineros de más de 894.000 euros para poner en marcha la ampliación de su factoría del polígono de Baíña con una inversión que supera los 4,9 millones de euros. La multinacional se había comprometido a generar 10 puestos de trabajo para obtener las subvenciones.


Actualmente, Asturias Powder Metal tiene cerca de 120 empleados en Mieres y produce al año más de 15 millones de componentes para sistemas de transmisión (cajas de cambio) del sector del automóvil. Su producción se destina a la exportación y su principal cliente es la industria de Alemania.


La compañía de componentes de automóvil desembarcó en Mieres en 1996, cuando aún se denominaba Sinterstahl. Esta sociedad había sido fundada en 1960 por el grupo austriaco Plansee y el alemán Thyssen. La planta de Sinterstahl Asturias se sumó a las que Thyssen ya tenía, desde 1991, en Baíña, pero en 2002 la compañía alemana vendió su participación en Sinterstahl y Plansee se convirtió en el único accionista. La firma austriaca mantuvo su apuesta por la planta de Mieres con sucesivas ampliaciones y en 2005 Sinterstahl se unió (mediante una joint venture) con Diamet, una rama de la multinacional japonesa Mitsubishi Material Corp. Nació entonces PMG, que ha mantenido su compromiso con la factoría de Baíña y ahora amplía su actividad pese a la crisis en el sector del automóvil. En 2007, Sinterstahl Asturias pasó a denominarse PMG Asturias Powder Metal.


La multinacional PMG tiene actualmente plantas en Austria (Reutte), Luxemburgo (Mamer), Alemania (Füssen), Estados Unidos (Indiana y Pensilvania), China (Shanghai Fengxian) y España, donde además de las instalaciones de Mieres tiene una factoría en la localidad guipuzcoana de Mondragón. El grupo da empleo a más de 1.100 personas, de las cuales más del 10% están trabajando en la planta de Mieres, que ocupa más de 12.000 metros cuadrados del polígono de Baíña, y factura más de 30 millones de euros al año según los datos que maneja Instituto de Desarrollo Económico del Principado de Asturias (Idepa).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Canal esquí

Esquí

Toda la información sobre la nieve

Consulta la información más completa de las estaciones de esquí, el tiempo y el estado de la nieve