26 de agosto de 2009
26.08.2009
Carreño

Candás no aguanta más... la risa

El grupo de teatro gijonés «La Páxara Pinta» triunfa con «Nun t'aguanto más», una moderna obra de Cristina Muñiz sobre las crisis de pareja pasados los 50

26.08.2009 | 02:00
Margarita García, a la izquierda, y Fuertes, en la representación del lunes por la noche en el Prendes.

Candás, Braulio FERNÁNDEZ


El talante netamente cómico del actor asturiano José Fuertes es de sobra conocido en lugares como el Teatro Prendes, pero pocas veces tiene la ocasión de ser explotado tanto como en la función que el XIX Salón de Teatro Costumbrista acogió anteanoche, con el patrocinio de LA NUEVA ESPAÑA. Fuertes no fue el único en lucirse en una representación exclusivamente volcada al humor, sino que estuvo muy bien secundado, lo cual no es fácil, por Margarita García, su mujer en la ficción. La obra «Nun t'aguanto más», de Cristina Muñiz, es una comedia moderna, recurrida versión asturiana de los problemas de pareja pasados los 50 que tan buen resultado han dado en otros medios como la televisión. En la función del lunes por la noche, de nuevo con gran acogida de público, con más de 300 asistentes, había ocasión de tratar la versión asturiana de esas disputas matrimoniales, con dos actores de primera.


La renovación del teatro asturiano, uno de los muchos efectos colaterales positivos que está provocando el éxito continuado del Salón de teatro, trae a la memoria los nombres de algunos autores, verdaderos protagonistas de ese cambio. Es el caso de José Ramón Oliva o de Carmen Duarte, pero desde ayer también de Cristina Muñiz. Anteayer por la noche los espectadores del Teatro Prendes pudieron ver personalmente a la autora de esta obra, Cristina Muñiz, gracias a un gesto que honra a los componentes de «La Páxara Pinta», que solicitaron su presencia sobre el escenario al final de la función.


Cristina Muñiz es una mujer que llegó hace bien poco al teatro costumbrista, proveniente del mundo del monologuismo asturiano, como autora de varios monólogos que se pueden ver en diferentes espacios, incluida la televisión. Forma parte de esa nueva hornada de autores encabezados por Oliva que están permitiendo una evolución del teatro costumbrista asturiano hacia temáticas más actuales, lo que facilita la llegada de nuevos públicos.


No cabe duda de que el argumento de la obra, con numerosas sorpresas y sobresaltos, y con un final apoteósico, permitieron el lucimiento de José Fuertes y Margarita García, pero también de otros como José Manuel Álvarez o un excelente José Ramón Suárez, en el papel del joven Bertín, que con una expresión apagada, tan propiamente asturiana, parecía realmente heredero del propio Fuertes.


Por otra parte, hoy se producirá el estreno de una compañía en las tablas del Prendes. Se trata del grupo de teatro «Penedo Abayón», de Boal, con una obra de José Ramón Oliva, «Tres de matrimonios», en la que se narran tres historias diferentes con dos personajes cada una, de nuevo con las relaciones de pareja como tema principal, esta vez ambientadas en la aldea. Los del Boal acuden por vez primera al Prendes, lo que es «motivo de orgullo» para ellos, según expresaron.


«El Salón Costumbrista de Candás es la cita anual más importante en lo que se refiere al teatro asturiano, y el hecho de que nuestra compañía acuda nos hace estar muy contentos», dijeron desde «Penedo Abayón», a la expectativa de la acogida que hoy, a partir de las once de la noche, les dispense el público del Prendes. Se trata del bautizo candasín de este grupo teatral fundado en 1995 dentro de la asociación cultural del mismo nombre. Nació con la representación de la obra de Pin de la Pría «El adiós a la quintana», para recoger fondos para la Sociedad de Naturales del Concejo de Boal en La Habana, y con el objetivo de «preservar y difundir la cultura y la lengua de la zona occidental de Asturias, y el gusto por el arte dramático».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído