26 de septiembre de 2009
26.09.2009
La Nueva España

Candás no pierde el tren

Feve reúne en la villa a 800 ferroviarios de todo el norte de España para conmemorar el centenario del «Carreño»

26.09.2009 | 02:00

Candás,


Braulio FERNÁNDEZ


Candás acogió ayer la celebración del «Día del ferroviario», una jornada festiva y de convivencia en la que se reunieron trabajadores de Feve provenientes de todas las comunidades autónomas del Cantábrico y que se celebró por vez primera en Asturias. El motivo de que la capital de Carreño acogiese el encuentro no fue otro que rendir homenaje a la villa que vio nacer uno de los trenes más emblemáticos del norte español, el llamado tren de Carreño (el «Carreño»), que comenzó a recorrer las vías de la región en enero de 1909 y que por lo tanto cumple este año su centenario. Trabajadores de Galicia, León, Cantabria o Vizcaya, además de los asturianos, se personaron en el patio del Colegio Poeta Antón de la villa. Se batió el récord de asistencia al evento, con 800 personas.


Los asistentes, incluida la dirección de la empresa, encabezada por su presidente, Ángel Villalba, acudieron primero a visitar la exposición fotográfica sobre el ferrocarril organizada por la asociación candasina de vecinos, enmarcada dentro del centenario del ferrocarril de Carreño. Después recorrieron el centro de la villa, para unirse a la banda de gaitas en el puerto, desde donde se dirigieron en torno a la una hacia el Colegio Poeta Antón. Antes de ese momento, y durante varias horas, el apeadero del tren de Candás fue un hervidero, recibiendo gente cada quince minutos, ya bien llegaran en el tren de Gijón o en el de Avilés.


Tras un pincheo en el incomparable marco del parque inglés, los asistentes ocuparon las 800 sillas que les esperaban en la cancha cubierta del colegio, donde llegó el turno de intervención de las autoridades. Comenzó hablando el alcalde del municipio, el socialista Ángel Riego, que aprovechó la ocasión para aludir indirectamente a la necesidad que la villa candasina tiene de un proyecto de soterramiento de vías. «Queremos que el tren de pasajeros pase por Candás, pero también que lo haga el de mercancías, lo que nos lleva a trasladar a Feve nuestros planteamientos», dijo el Alcalde, que ve «receptividad» en la empresa.


Esa receptividad se traducirá de forma inmediata, según anunció, en la creación de una comisión técnica conjunta entre municipio y empresa con el objetivo de «consolidar los proyectos de futuro que el Ayuntamiento tiene con Feve de cara al futuro». Riego ha defendido desde el comienzo del mandato la creación de un proyecto de soterramiento de vías a su paso por la villa.


Junto a Riego también se encontraba otro socialista, el consejero de infraestructuras, Francisco González Buendía, quien recogió el guante lanzado por el regidor y aseguró que «seremos aliados del Ayuntamiento y de Feve en sus ambiciosos planes en la región». El tercer socialista que intervino fue el presidente de Feve, que hasta el pasado año fue su líder en Castilla y León, Ángel Villalba. Éste prefirió dirigir la mayor parte de su discurso hacia los trabajadores de la empresa allí congregados, y recordó también al tren de Carreño, que motivó la fiesta. Villalba dijo que la fiesta del ferroviario en Candás es «un gesto de correspondencia de Feve para con el municipio, por todo el empeño mostrado durante tanto tiempo con la empresa».


El de ayer fue un día importante para los ferroviarios, ya que es una reunión de amigos, además de compañeros de trabajo. Así lo expresó un grupo de trabajadores leoneses. «Es una jornada de convivencia un tanto especial, ya que nos reunimos todos los trabajadores para celebrar los años que hemos pasado en la empresa y con nuestros problemas, pero también con nuestras alegrías. Celebramos un encuentro de viejos amigos que hace mucho tiempo que no vemos, ya que es un trabajo de destinos», explicó Tomás Revuelta, que es jefe de estación en León.


Hasta 86 trabajadores visitaron ayer Candás desde la provincia vecina, muchos de los cuales llevan muchos años en la empresa. Es el caso de Revuelta, desde 1979 en Feve. Candás era ayer el único destino de vía estrecha para todos ellos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído