13 de febrero de 2010
13.02.2010
40 Años
40 Años
Carreño

El gobierno local aprueba el plan para hacer de la fábrica de Ortiz un museo de la conserva

El Ayuntamiento negocia con la Universidad la incorporación al edificio de un centro de investigación relacionado con la pesca y la industria conservera

13.02.2010 | 01:00
Fachada trasera de la fábrica de Ortiz, en Candás. / braulio fernández

Candás,


Braulio FERNÁNDEZ


El Ayuntamiento de Carreño ya ha aprobado el proyecto elaborado por el arquitecto asturiano Rogelio Ruiz para convertir lo que queda de la fábrica de Ortiz, en Candás, en un museo regional de la pesca y la conserva. La junta de gobierno dio finalmente carpetazo al debate político sobre si el inmueble podría convertirse alternativamente en un auditorio, como defendían PP y URAS, y se llevará a cabo la idea original, con una reconstrucción del edificio conservero en lo que respecta a sus cuatro fachadas y la cubierta.


Para llevar a cabo el proyecto, el Ayuntamiento va a sacar a contratación las obras del museo, una vez que cuenta con la subvención de 1.400.000 euros obtenida de los fondos estatales. Según indicó la concejala de Urbanismo, Melania Álvarez, una de las principales impulsoras del proyecto museístico, el precio por el que las obras serán licitadas será «algo inferior al total de la subvención percibida», por lo que la obra exterior podrá ser financiada en su totalidad con el dinero obtenido en Madrid por su grupo político, Izquierda Unida, en las últimas negociaciones presupuestarias llevadas a cabo por los grupos del Congreso.


La aprobación del proyecto la sacaron adelante los votos de los dos partidos del gobierno, PSOE e IU, mientras que PP y URAS se abstuvieron. Estos grupos suavizaron su posición con respecto a otras ocasiones, en las que habían votado en contra, «para que no nos acusen de retrasar un proyecto como éste», según indicó el concejal de los renovadores, Joaquín Rodríguez.


Por otra parte, y según indicaron desde el mismo gobierno, actualmente se están manteniendo reuniones con la Universidad de Oviedo de cara a la posibilidad de incorporar un centro de investigación relacionado con la materia pesquera y conservera en los mismos espacios del museo de la conserva.


El proyecto de Ortiz ha sido elaborado por el arquitecto Rogelio Ruiz, quien hizo entrega de los planos el 29 de octubre de 2007. Para su futuro uso, el museo de la pesca y la conserva contará con casi 1.000 metros cuadrados de superficie hábil. Además, se mantendrán los valores estéticos de la fachada principal, que seguirán manteniendo el estilo conservero que rige en buena parte de las edificaciones candasinas. En su interior albergará todo tipo de documentación y recursos materiales propiedad del Ayuntamiento, los cuales fueron inventariados por un equipo de la Universidad de Oviedo. Muchos de éstos se encuentran actualmente expuestos en el aljibe situado en la parte baja del parque de Les Conserveres, y el resto en depósitos municipales.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook