14 de abril de 2010
14.04.2010
La Nueva España
Carreño

La falta de ayudas pone en peligro el tradicional festival de gaitas local

La organización del certamen cancela los preparativos tras saber que las subvenciones serán recortadas un 20%

14.04.2010 | 02:00

Candás,


Braulio FERNÁNDEZ


El Festival de Gaitas de Candás, el de mayor tradición de cuantos se celebran en Asturias, corre riesgo de dejar de celebrarse por el recorte en las ayudas que recibe la entidad organizadora, la Banda de Gaitas de Candás. De momento, la entidad ha cancelado los compromisos que ya había adquirido con dos agrupaciones musicales de Galicia y Eslovaquia, con lo que la celebración de la decimocuarta edición del certamen, prevista para el mes de julio, está en el aire.


La organización asegura que ya se hizo cargo de pérdidas derivadas de la organización del festival de 2009 y que incluso cambió las fechas previstas para reajustar el presupuesto. Aun así, no ve otra solución que suspender los preparativos de la que iba a ser ya su decimocuarta edición «por no contar con el suficiente apoyo municipal», confirma Chelo Muñiz, portavoz de la fundación. Este certamen, el festival musical del que se han celebrado más ediciones en Carreño y el más longevo de su tipo en el Principado, se había convertido en una de las fechas obligadas fijas del calendario de actos relacionados con la música tradicional y la cultura asturiana del verano en Asturias.


El festival candasín ha contado hasta ahora, para su celebración, de una subvención municipal extraordinaria, al margen de la que recibe como entidad cultural, de 16.000 euros en el caso del pasado año 2009, que podría verse rebajada este año un 20 por ciento. A esta partida los organizadores suman otra del Principado, que para 2010 se verá recortada también un 25 por ciento, y la colaboración del comercio y la hostelería locales, además del trabajo de los integrantes de la banda. «Sacar adelante un programa de actividades como el de los trece años anteriores sin apenas medios sólo es posible mediante grandes dosis de trabajo por parte de un gran número de voluntarios que dan de comer y cenar, friegan y hacen camas, entre otras muchas cosas», explican desde la organización.


La comisión organizadora venía trabajando en la edición de 2010 desde octubre del año pasado y, «a pesar de que ya contaba como siempre con el apoyo de la hostelería y comercio locales y de patrocinadores privados, con el ofrecimiento de muchas personas para colaborar a título particular, y ya tenía suscritos acuerdos con proveedores y compromisos adquiridos con diferentes bandas para su participación», no ve posibilidad de continuar, ya que cree que «la situación ha sobrepasado los límites de lo razonable».


La Banda de Gaitas de Candás critica además la política seguida por el Ayuntamiento, que «da mucho más apoyo a otros eventos más pequeños, con público testimonial, y que despiertan menos interés» en detrimento del festival de gaitas. Estos otros eventos «reciben mucho más apoyo de todo tipo por parte del Consistorio, que no del pueblo, a pesar de no despertar el mismo interés, tener la misma tradición ni involucrar al mismo número de gente del concejo», aseguran.


Los organizadores observan que «mientras unos crecen en número de espectadores y calidad de su programa, otros, en paralelo e incomprensiblemente, son los que crecen en subvenciones, probablemente fruto de juegos políticos» y se preguntan «cómo se mide la rentabilidad de las inversiones en actos culturales por parte del Ayuntamiento».


El Festival Internacional de Bandas de Gaitas «Villa de Candás» ha estado organizado por la Banda de Gaitas de Candás durante los últimos catorce años. El certamen tenía lugar durante el mes de julio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Lo último Lo más leído