14 de mayo de 2010
14.05.2010
 

El PSOE asume los nueve años de demora en la aprobación del documento

14.05.2010 | 02:00

Candás,


Braulio FERNÁNDEZ


Nueve años ha tardado en fraguarse el Plan Urbano de Carreño, una tardanza que motivó quejas por parte de la oposición en el pleno celebrado ayer en Candás. «Este gobierno asume la responsabilidad del anterior retraso sufrido por el plan, al tiempo que felicito al equipo redactor que tomó las riendas del mismo hace dos años», manifestó la portavoz del PSOE, Áurea Gutiérrez. El plan tuvo que ser retomado en 2007 tras los incumplimientos del anterior equipo redactor.


Gutiérrez señaló, asímismo, que a partir de ahora se abre un período de alegaciones en el que los vecinos tendrán la palabra. «El equipo de gobierno se compromete con los vecinos a recoger todas aquellas alegaciones que presenten y sean legalmente posibles», aseguró.


Una vez se publique su aprobación inicial en el «Boletín Oficial del Principado de Asturias» (BOPA), el plan será expuesto en la Casa de Cultura de Candás. Allí, los vecinos podrán dar cuenta de otras novedades que recoge, como el hecho de que la mitad de las viviendas nuevas que se generen irán destinadas a algún tipo de protección oficial, según anunció el gobierno.


Otras medidas desveladas en el pleno fueron la recuperación de los ríos candasinos Noval -a su paso por los terrenos de Albo- y Pielgo y del Espasa, en Perlora. Novedosos son también el planteamiento de variar el trazado de la carretera AS-110, principal acceso a Candás, para evitar que discurra por el polígono industrial de Tabaza, y la creación de una rotonda en las afueras de Candás, a la altura del colegio San Félix, para enlazar los nuevos barrios que se pretende crear.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine