15 de septiembre de 2010
15.09.2010
Grado y valles del Trubia

A la tercera fue la vencida para Rubiano

El trabajo de la asociación San Lorenzo durante 15 años, clave para lograr el galardón de «Pueblo ejemplar» de Grado

15.09.2010 | 02:00
Los vecinos de Rubiano, ayer, durante la celebración del premio.

Rubiano (Grado),


Lorena VALDÉS


A la tercera va la vencida. Los vecinos del núcleo moscón de Rubiano dejaban ayer sus quehaceres diarios para juntarse en el centro social y festejar con unas botellinas de sidra que, tras tres intentos, por fin son «Pueblo ejemplar» de Grado. Un galardón «muy buscado» y que anima a la Asociación Cultural San Lorenzo, con 15 años de historia y promotora de la candidatura, «a seguir trabajando por este pueblo». El colectivo invertirá los 12.000 euros del premio de la concejalía de Cultura en la mejora de caminos. Tras este logro, los de Rubiano aspiran a convertirse también en los más ejemplares de Asturias. Este título ha llevado al pueblo nuevas ilusiones.


Rubiano se suma a la lista de pueblos ejemplares de Grado, en la que figuraban hasta ahora Sama de Grado y Vega de Anzo. En esta edición, sus contrincantes fueron Santa María de Grado, Bayo y Vio del Pico. El jurado se decantó por Rubiano por «su espíritu cooperativo, así como sus obras y logros en la recuperación y revitalización de sus recursos naturales». Otro de los puntos fuertes de su currículum fue «la recuperación de su historia, fiestas y tradiciones, así como la conservación de elementos etnográficos y de la arquitectura tradicional».


Este núcleo, ubicado a unos 14 kilómetros de la villa, celebra cada año, en agosto, el Festival del cordero a la estaca, que este año alcanzó su XV Edición y que logra congregar a cientos de personas con este manjar como pretexto. La popularidad de esta cita también se debe a la puja de panes de escanda y panes dulces y al homenaje al abuelo de mayor edad de la parroquia, un título que ostenta en la actualidad Julia López, de 89 años.


Entre los logros de los últimos años de la Asociación Cultural San Lorenzo también figuran la restauración de varios hórreos y paneras y de la iglesia parroquial, gracias a la colaboración económica de los vecinos y titulares de las propiedades del cementerio. Asimismo, han rehabilitado y mantenido la antigua escuela, dedicada a centro de reunión y ocio, y recuperado las fiestas de Nuestra Señora de las Nieves. La juventud, con un peso importante en este colectivo, ha tenido mucho que ver en que Rubiano no caiga en el olvido, sino que cada vez tenga más vida.


«Todavía no nos lo podemos creer, estamos tan contentos... Éste es el año de Rubiano. Nuestra carroza fue la ganadora en el concurso de Santiago y Santa Ana y ahora nos convertimos en "Pueblo ejemplar", sólo falta que nos toque la lotería», afirmaron entre risas Encarna Fernández, tesorera de la asociación, y la presidenta, Enedina Granda.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook