11 de noviembre de 2011
11.11.2011
La Nueva España
Carreño

El Alcalde solicita en Madrid un nuevo plazo para el Museo de la Conserva

Riego, optimista tras reunirse con el director del gabinete de Cultura, al que planteó concluir las obras en julio de 2012

11.11.2011 | 01:00
Riego y Espín, reunidos ayer en el Ministerio de Cultura en Madrid.

El alcalde de Carreño, Ángel Riego, es optimista acerca de las posibilidades de que el Ministerio de Cultura amplíe el plazo otorgado a Carreño para construir el Museo de la Conserva, al que está supeditada una subvención estatal de 1,4 millones de euros. El horizonte temporal de marzo de 2012 se ha quedado corto a causa, primero, de las elecciones municipales y, posteriormente, del período estival, por lo que el gobierno local pretende una moratoria hasta julio del año que viene. Riego se desplazó ayer a Madrid para reunirse con el director del gabinete del Ministerio de Cultura, Daniel Espín, un encuentro que le transmitió sensaciones positivas.

La ayuda ministerial de 1,4 millones estaba sujeta en un primer momento a la conclusión de las obras antes de que terminase 2011, pero el derrumbe parcial de la fábrica de conservas Ortiz, que se reformará para convertir en museo, obligó a tramitar de nuevo la contratación de las obras. Por ese motivo se solicitó la citada prórroga hasta marzo de 2012, que ahora ha de ser nuevamente ampliada.

«Nuestra solicitud original ya no puede tener el calendario previsto y, por eso, hemos pedido que se amplíe a julio, para tener acabada la obra entonces», declaró ayer el alcalde, Ángel Riego. Y es que en Carreño todo está preparado para sacar a contratación las obras, a la espera únicamente de que el Ministerio que preside Ángeles González Sinde dé el visto bueno a la ampliación de plazo para la percepción de la ayuda.

«El pliego de condiciones está en la estantería, literalmente, esperando la confirmación del Ministerio», explicó Riego, pendiente a diario de Madrid para poder sacar adelante uno de los proyectos más anhelados por el municipio en los últimos años, y que recoge la herencia conservera de más de un siglo de actividad en Candás.

La respuesta ministerial debería producirse en los próximos días, y las previsiones son positivas, según adelantó el edil, aunque hasta que la confirmación oficial no esté hecha no podrá iniciarse la contratación de la empresa que llevará a cabo la reforma de la fábrica conservera. Las obras tienen un plazo de ejecución previsto de cuatro meses y medio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído