23 de noviembre de 2011
23.11.2011
La Nueva España

La crisis apaga el espíritu navideño

El Ayuntamiento retrasa hasta el 22 de diciembre la instalación del alumbrado navideño y devolverá el árbol a La Baragaña

23.11.2011 | 01:00
La iluminación navideña instalada en Candás las pasadas Navidades.

Candás,


Braulio FERNÁNDEZ


Como una medida de ahorro energético, el Ayuntamiento no tiene previsto encender el alumbrado de Navidad hasta dos días antes de Nochebuena. Según adelantó ayer la edil de Urbanismo, Cecilia Tascón, «actualmente se están estudiando diferentes ofertas, buscando la más económica, para elegir el alumbrado navideño del callejero». El Ayuntamiento de Carreño no cuenta con un equipo de luces propio, por lo que cada año selecciona entre diferentes ofertas aquella que resulte atractiva al mismo tiempo desde los puntos de vista económico y visual.


Pero la principal medida será el ahorro en el gasto de luz. Si en años previos la crisis ya se había dejado sentir, retrasándose el encendido de la Navidad en las calles hasta una semana antes de la Nochebuena, este 2011 el alumbrado no tendrá lugar hasta el 22 de diciembre, dos días antes de la popular celebración. Es más, según señaló Tascón, la instalación de las luces se producirá esa misma semana. «Con el inicio de las vacaciones escolares y el día de la lotería creemos que es un buen momento para el encendido», sentenció la concejala.


Otra de las novedades de la decoración navideña en Candás tiene que ver con el popular árbol que tradicionalmente se instala en la plaza de La Baragaña, pero que en los últimos años se había trasladado hasta el parque de Les Conserveres. El año pasado ya se mostró predilección por devolver el árbol al centro neurálgico de la villa, pero el comienzo de las obras de remodelación del zoco candasín unas semanas antes impidió poner en práctica la medida.


Este año, con la reforma de la plaza finalizada, y según adelantó Tascón, el árbol de Navidad, de gran tamaño, volverá a su emplazamiento tradicional, lo que supondrá que ocupará buena parte de la plaza, que ha visto su espacio acotado y reducido con la reforma.


Lo que no se moverá será el belén del parque botánico de Les Conserveres, con los personajes de la Natividad, que fue objeto otros años de diversos hurtos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído