19 de mayo de 2012
19.05.2012
Carreño

Los pueblos, por su nombre

Los vecinos de Piedeloro y Guimarán defienden los topónimos anteriores a 2005 y rechazan los aprobados por el Principado: El Pieloro y Quimarán

19.05.2012 | 02:00

Guimarán/ Piedeloro,


Braulio FERNÁNDEZ


El Pieloro y Quimarán son los nombres oficiales de las parroquias de Piedeloro y Guimarán desde 2005, cuando se revisó la toponimia del concejo de Carreño. «¿El Pieloro? Eso es una pornografía del lenguaje», sentencia Julián Rodríguez, un vecino de Piedeloro que aún se resiste a tener que seguir oyendo ese nombre. «No es el de nuestro pueblo», asegura. La Junta de Toponimia y el Principado de Asturias ha decidido permitir la cooficialización de los nombres antiguo y nuevo, sea cual sea cada uno, tras una larga polémica.


Pero muchos vecinos aún prefieren seguir luchando para que las cosas vuelvan a ser como antes de 2005. «La opinión del pueblo de Piedeloro no cambia, queremos el nombre que siempre tuvo», explica Rodríguez, que no olvida que una recogida de firmas realizada puerta a puerta en 2010 reveló que la práctica totalidad de la población sigue empleando mayoritariamente el topónimo Piedeloro, y no el de El Pieloro, que quedó como el único oficial después de un estudio de campo que terminó en la revisión toponímica del concejo.


En Guimarán la situación es parecida, aunque se aguardará a la decisión soberana de sus habitantes. «El bable no es oficial, cuando lo sea, entonces podrán plantear la cooficialización de los nombres, pero no ahora», dice Germán García, vecino de la parroquia. «Creo que debe seguir peleándose que Guimarán sea el único topónimo oficial», sentencia.


El Ayuntamiento de Carreño deberá ahora convocar a los concejales para decidir qué hacer con la propuesta del Principado de mantener los dos topónimos. «No tengo duda de que lo que debe hacer el Ayuntamiento es atender la petición de los vecinos y solicitar que se oficialice únicamente Guimarán», concluye García.


Y es que otra encuesta realizada entre los vecinos de Guimarán en 2010 arrojó datos contundentes sobre la opinión del vecindario. En una parroquia de 330 habitantes, se realizaron 301 encuestas, con el concluyente resultado de que 288 personas apuestan por la g, en lugar de la q; 13 defienden el uso de los dos topónimos; y ninguna el de Quimarán.


«Los miembros de la asociación de vecinos nos reuniremos para tomar un acuerdo al respecto», anunció ayer el presidente del colectivo vecinal de la zona, José Emilio García. «Pediremos lo que la mayoría diga, y si la mayoría dice que vale con que se aprueben los dos topónimos, pues así será», añadió. García resaltó, además, que el mayor recelo de la parroquia carreñense se produjo al comprobar que se había eliminado el nombre de Guimarán del mapa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído