21 de julio de 2012
21.07.2012
Carreño

El apurado programa de San Félix

Candás carece de agenda de actos a una semana del comienzo de sus festejos, lo que el gobierno achaca a la imposición de la oposición de sacar la gestión a concurso

21.07.2012 | 02:00
Escenario montado en el parque de Les Conserveres en pasadas ediciones de las fiestas candasinas.

Candás,


Braulio FERNÁNDEZ


A una semana del comienzo de las fiestas grandes de Candás, las de San Félix, aún se desconoce la programación musical y de orquestas. El nuevo sistema de contratación impuesto por la oposición en el Ayuntamiento obliga a sacar a licitación pública el contrato de los festejos. Ese proceso concluirá el próximo lunes, cuando se conozca la empresa ganadora del concurso, que junto al gobierno local deberá seleccionar las orquestas que tocarán en las plazas públicas durante las fiestas. Será sólo cinco días antes del comienzo de los festejos.


«Las buenas orquestas hay que contratarlas con un año de antelación», asegura el concejal de Festejos del Ayuntamiento de Carreño, José Manuel Muñiz. Porque de otra manera, «esperar al último momento puede dar lugar a sorpresas desagradables, principalmente que no puedas tener las actuaciones que deseas y que puedes pagar», añade. Es algo así como que «quieras que toque en la plaza Isabel Pantoja, la pidas, y lo que tengas sobre el escenario acabe siendo a Toni Genil», aclara Muñiz.


La polémica por la contratación de las orquestas proviene de la pasada primavera, cuando el Partido Popular de Carreño denunció que el gobierno había recurrido de manera insistente a la misma empresa para contratar los festejos. Dado que el partido en el gobierno, el PSOE, no tiene mayoría para gobernar, la propuesta popular para hacer pasar los festejos por la dinámica de las licitaciones públicas salió adelante. «Ya teníamos reservadas a las orquestas de San Félix y el Cristo, pero todo quedó suspendido hasta ahora, que se sabrá qué empresa de representación contrataremos», dice el edil de Festejos.


«El martes comenzaremos a preparar el programa», señala, lo que retrasará además la impresión de programas de mano y carteles. Eso sí, se suba quien se suba al escenario, el concejal de Festejos asegura que no peligran las actuaciones musicales.


Tampoco lo hacen, como es lógico, el resto de eventos que no dependen de contratación pública, y que tienen un interés especial dentro del programa festivo de San Félix. El principal reclamo, el Festival de la Sardina, fiesta declarada de interés turístico regional, tendrá lugar en San Antonio el día 1 de agosto. Tampoco faltarán las actividades realizadas en torno al movimiento de peñas, como «Les coses que floten», o el ya popular «rally de la sidra», que se celebrará el próximo día 31.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook