29 de septiembre de 2012
29.09.2012

La musa de Candás se resquebraja

Los vecinos denuncian el mal estado de la fachada decorada con el rostro de Talía del viejo teatro Santarúa, edificio propiedad de Albo

29.09.2012 | 02:00
La maltrecha fachada del teatro Santarúa, con la figura de Talía en lo alto.

Candás,


Braulio FERNÁNDEZ


Talía, la musa de la comedia que decora el frontal del viejo teatro Santarúa de Candás, también se resquebraja. Como unos días antes sucediera con uno de los almacenes de conservas Albo, este edificio inaugurado en 1903 también tiene graves desperfectos en su fachada que lo ponen en peligro, suscitando una nueva denuncia de la asociación de vecinos de Candás. Curiosamente, el teatro Santarúa también es propiedad de Albo, y también fue usado como almacén para salazones en la última etapa de la empresa en la villa, hasta 2009.


«El teatro Santarúa de Candás es uno de los edificios más emblemáticos de Carreño, especialmente porque conserva la figura de la musa Talía, presidiendo su fachada», explica el presidente de la asociación de vecinos de Candás, Luis Fernández. «Pero hemos observado que nuestra musa se resquebraja y necesita atención y ayuda», añade el portavoz vecinal. «Con nuestra denuncia pretendemos llamar la atención de los responsables municipales sobre el estado ruinoso del edificio y la figura, y pedir que se actúe con rapidez para evitar su desaparición», apuntó Fernández.


El edificio, de más de un siglo de antigüedad, se encuentra en mal estado ya desde la última etapa de Albo en la villa, motivando en varias ocasiones las quejas de los vecinos, e incluso teniendo que ser precintada la calle por desprendimientos. Algunos de los elementos desprendidos habían correspondido hasta ahora al tejado del teatro, pero en los últimos meses se ha apreciado un empeoramiento del estado de conservación de la figura de la musa, que preside la fachada.


La empresa ya había reparado el tejado y parte de la fachada del viejo teatro Santarúa, situado en el barrio del mismo nombre, a principios de este mismo año. El Ayuntamiento instó entonces a la empresa, mediante un requerimiento, «a que pusiese remedio a las malas condiciones del tejado». La empresa encargó la reparación de aquellos problemas estructurales que requerían una actuación más rápida, llevándose a cabo la tarea de mantenimiento exigida por el Ayuntamiento, tanto en el tejado como en la fachada, donde se cubrieron algunas piedras que estaban cerca de desprenderse. El problema ahora se centra más en los elementos ornamentales de la fachada.


El teatro Santarúa está considerado la primera sala de espectáculos de Candás, tras su apertura en 1903. En ella tuvieron lugar desde obras de teatro, bailes, hasta películas mudas. Su cierre a principios de 1924 se vio compensando con la apertura dos años antes del teatro Marina, ya con la familia Prendes al frente, en un local que en la actualidad ocupa la vieja sede de Sofeca.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído