13 de septiembre de 2014
13.09.2014

Ceceda reubica a sus escolares por temor al derrumbe del techo del colegio

Los alumnos comenzaron sus clases ayer, con un día de retraso sobre la apertura del curso, en el salón parroquial y en la antigua casa del médico

13.09.2014 | 01:34
José María Osoro, frente al edificio del colegio, en el que han colocado una red ante posibles desprendimientos.

La comunidad educativa de Ceceda, dependiente del Colegio Rural Agrupado (CRA) La Coroña, ha logrado un acuerdo con la consejería de Educación y el Ayuntamiento de Nava para trasladar a los alumnos sin salir del pueblo. No podían seguir utilizando la escuela porque el tejado amenaza con derrumbarse y la estructura del primer piso también está deteriorada. Pero padres, profesores y alumnos tenían claro que no querían tener que abandonar Ceceda para ir a clase. Por lo que han encontrado una situación provisional que ha satisfecho a todos. Las aulas ahora se ubican en el salón parroquial y en la antigua casa del médico.

El traslado se ha hecho en tiempo récord, en un día, lo que ha permitido que los escolares sólo perdieran una jornada escolar: ayer pudieron iniciar ya el curso. El concejal naveto de Educación, José María Osoro, explica con satisfacción que gracias al trabajo de siete operarios municipales y otros cinco trabajadores externos han conseguido poner a punto y adaptar las clases. "Hubo que convertir habitaciones en aulas", apuntó. Agrega que llevan tiempo denunciando el deterioro del edificio de la escuela. "Los técnicos municipales ya alertaron del peligro en el pasado mandato", recordó Osoro, satisfecho de haber encontrado una solución que también satisface a todas las partes implicadas. Apunta que el martes se materializaron las conversaciones con los responsables de la consejería, el miércoles se concretó y autorizó el traslado y el jueves, día del inicio oficial del curso en Asturias, hubo que ponerse a funcionar para realizar el traslado de mobiliario y tener a punto las clases para el día siguiente. Los niños tenían que reincorporarse a las clases con urgencia.

José María Osoro destaca el mal estado del tejado y de la estructura del primer piso, también muy deteriorada. "Requiere una intervención rápida", urge. Agrega que la consejería se ha comprometido a financiar los 170.000 euros para acometer la rehabilitación de la cubierta. Los 50.000 euros que ya han sido consignados se destinarán a varios arreglos en el edificio. La escuela, de momento, está clausurada por motivos de seguridad, ante el temor de que se produzca un derrumbe. "Es inviable dar clases ahí", insiste el edil. Cree que la solución acordada es la mejor de las posibles porque con esta reubicación los niños no han tenido que abandonar su pueblo para iniciar el curso. Uno de los temores de la comunidad educativa es que la imposibilidad de habitar el edificio supusiera el traslado al colegio de Nava y no hubiera un posterior regreso a Ceceda cuando se reparara el tejado. Son 32 los alumnos afectados.

Por su parte, la dirección del CRA prefiere guardar silencio y quitar hierro al asunto insistiendo en que éste ha sido un acuerdo consensuado por todas las partes y que no ha habido ningún tipo de polémica. No obstante, no ha permitido a este periódico acceder a las nuevas aulas. La dirección afirma que han iniciado el curso con normalidad e insiste en que se trata de una cuestión interna del CRA.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook