21 de diciembre de 2018
21.12.2018
La Nueva España

Siero debe invertir 1,9 millones de la ayuda europea para Lugones antes de 2020

El Ayuntamiento contratará una asesoría externa para facilitar la ardua tramitación burocrática que conlleva la gestión de los 6 millones de fondos

21.12.2018 | 01:22
La estación de polución de Lugones.

Siero deberá cerrar 2019 con 1,9 millones invertidos de los 6,3 de la estrategia DUSI (Desarrollo Urbano Sostenible Integrado) para Lugones, con la que se pretende modernizar la localidad y reducir sus tasas de contaminación con ayuda europea. Estos plazos marcados por la Unión Europea contrastan con las previsiones municipales, que ven difícil comenzar a contratar obras o servicios antes de 2020, dada la laboriosa burocracia que conllevan los fondos. Esta circunstancia, sumada a que las gestiones desde Bruselas no están siendo todo lo ágiles que cabría esperar, hacen prever que Europa ofrecerá alguna prórroga que permita cumplir a Siero -y al resto de municipios agraciados con la ayuda-.

El anuncio de que Siero recibía los fondos -5,04 millones provenientes de la Unión Europea y 1,26 de las arcas municipales- para poner en marcha la estrategia de modernización de Lugones se conoció en mayo, si bien no fue hasta esta misma semana cuando el Gobierno certificó la ayuda.

Ahora, el Ayuntamiento ya trabaja a toda máquina para ponerse al día y cumplir con los plazos de Europa. El primero paso que han dado para cumplir con los imperativos de Bruselas es la creación de una "Unidad de gestión": un equipo formado por personal municipal de Obras, Desarrollo Local, Intervención y el secretario municipal, que se encargará de valorar qué proyectos se ejecutan con cargo a estas ayudas.

Por sus manos pasarán todas las propuestas que realizarán los diferentes servicios municipales para alcanzar los objetivos fijados en la estrategia: mejorar el uso y la calidad de las nuevas tecnologías, favorece el transporte verde, proteger el medio ambiente y promover la inclusión social y luchar contra la pobreza.

Aquellos proyectos que reciban el visto bueno de la "Unidad de gestión" serán enviados a Madrid para su evaluación. Si reciben luz verde de Hacienda, este plan ya podrá salir a contratación. Además, y siguiendo el mandato europeo, también se creará una "Unidad antifraude", integrada por personal municipal, que vigilará que todas estas tramitaciones siguen el cauce legal.

El horizonte más cercano de la "Unidad de gestión" es la redacción de un "libro blanco" en el que se plasmarán los baremos y criterios en base a los que se van a valorar las propuestas de los diferentes servicios municipales. También se contratará una asesoría externa con experiencia en la gestión de este tipo de ayudas lo antes posible.

Según las previsiones municipales, tal y como presentaron en su candidatura a la ayuda, para mejorar el uso y calidad de las nuevas tecnologías se invertirán unos 625.000 euros, favorecer el uso de medios de transporte sostenibles costará en torno a 1,5 millones de euros, la protección del medio ambiente y promoción de la eficiencia de recursos supondrá un desembolso de 1,5 millones y la lucha contra la pobreza se llevará 2,7 millones.

Además de las nuevas obras o servicios, también podrán cargarse a estos fondos aquellas actuaciones realizadas entre 2014 y 2020 que estén encaminados a alcanzar estos objetivos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído