Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Jeison Franco recibe en Nava la montera como campeón de escanciadores

"Son años de trabajo y esfuerzo", dice el ganador de una competición en la que Wilkin Aquiles y Jonathan Trabanco quedaron segundo y tercero

Brindis de honor de los campeones, ayer, en Nava: Wilkin Aquiles, Jeison Franco y Jonathan Trabanco.

Brindis de honor de los campeones, ayer, en Nava: Wilkin Aquiles, Jeison Franco y Jonathan Trabanco. MARIOLA MENÉNDEZ

El mejor escanciador de la región se llama Jeison Franco, de la Sidrería El Madreñeru, de Pola de Siero. Es la primera vez que se proclama campeón, con 244 puntos, aunque ha acariciado el título en varias ocasiones, porque quedó subcampeón tres veces. "Estoy muy contento por haber conseguido el

El segundo puesto ha sido para Wilkin Aquiles, de la Sidrería Avenida de Gijón, con 238 puntos, y el tercero, para Jonathan Trabanco, de los Portales de Pola de Siero, con 205 puntos.

La entrega de premios tuvo lugar ayer, en el Llagar de Sorribes, en Nava, en un acto en el que miembros de la Buena Cofradía de Siceratores le impusieron al campeón la montera picona y se anunció como novedad para el año que viene un campeonato mundial. El coordinador del Campeonato de Escanciadores de Asturias, Enrique Tuya, aprovechó para realizar un balance de esta edición aportando datos como que a lo largo del año se han celebrado 15 concursos, en los que escanciaron 60 cajas de sidra. El jurado evaluó y midió 3.000 culetes, que escanciaron una media de una treintena de participantes en cada prueba. Tuya destaca que el concurso más reñido fue el celebrado en Gascona (Oviedo).

En el campeonato de este año no se ha superado el récord de 129,70 puntos, sobre 134 de calificación máxima, que consiguió Wilkin Aquiles en la pasada temporada. Jeison Franco fue quien más se acercó al conseguir 127 puntos. El campeón se programó ganador en cinco de los quince concursos de esta vigésimo sexta edición. Fueron los de la Felguera, Mieres, Tapia, Siero y Sariego.

Según explicó Enrique Tuya, Wilkin Aquiles fue el más regular durante la competición. Ha logrado un segundo puesto en el campeonato a pesar de haber ganado solo una prueba, pero lo compensó porque en cinco fue segundo y en otros tantos, tercero. Recibió el diploma como el mejor escanciador de la Comarca de la Sidra. De Jonathan Trabanco fueron tres concursos.

Tuya reclamó mayor presencia femenina, pues el escanciado sigue siendo cosa de hombres. Además, sostiene que la técnica va mejorando y que el precio de la botella de sidra "tiene que ser acorde con el servicio que presta".

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats