En la madrileña calle Montera, un negocio de productos tradicionales asturianos cosechó amplia fama en los años veinte del siglo XX. Hace justo cien años. La historia de La Moscona y las jóvenes que vendían cucuruchos de avellanas por las cervecerías de la plaza Santa Ana, Ventas y Serrano es uno de los artículos del número 9 de la revista "Grado-Grau. Villa y Alfoz", que edita el Círculo de Estudios Pramarenses, en colaboración con el Ayuntamiento de Grado.

La publicación estará disponible en las próximas semanas en la biblioteca municipal Valentín Andrés.

"El nuevo número está muy bien, en el nivel de los anteriores, trata un montón de temas distintos a nivel histórico y cultural y, aunque es una revista científica con rigor, los artículos tienen un tono cercano para que la gente pueda disfrutarlos, y está lleno de curiosidades que hasta ahora no se habían tratado", explica Andrés Alonso, miembro del Círculo.

La revista cuenta con seis artículos, que incluyen, entre otros, el del comercio La Moscona, de José Álvarez San Miguel; otro sobre la historia del lagar La Reina de Asturias, del cronista oficial del concejo, Gustavo Adolfo Fernández, y uno sobre la formación del territorio de Grado en la Edad Media, de Álvaro Solano, profesor de la Universidad de Oviedo. Algunos de ellos son ampliaciones de las conferencias impartidas en las Jornadas de Estudios Locales que impulsan el Círculo y el Museo Etnográfico de Grado.

Además, el Círculo de Estudios Pramarenses quiere potenciar el décimo número de la revista. "Queremos darle más valor aún, a ver si este año podemos contar con una partida municipal para contratar correctores, mejorar la presentación e intentar, de alguna manera, que los siguientes números sean mejores", señala Alonso. Quieren que el rigor a la hora de investigar los temas y la calidad de los artículos vaya en línea con el trabajo de edición y maquetación, que realizan los miembros del Círculo.

"No había nada serio sobre la historia de Grado hasta que el Círculo inicia la colaboración para organizar las jornadas de Estudios Locales y la revista; son ya más de diez años y es un proyecto que merece la pena, por eso lo queremos mejorar de cara al futuro", destaca. Y es que la revista "Grado-Grau. Villa y Alfoz" tiene buenas referencias de historiadores y expertos en diversos temas que colaboran con artículos. "Muchas veces nos pasa que al principio tienen recelo, pero siempre hay alguien que nos dice: 'no sabía que estaba tan bien', y se dan cuenta de que tiene valor", añade Alonso.

Los moscones podrán leer los artículos en la biblioteca o pedir allí un número que se podrán llevar a casa. Y el número 9 llega cargado de curiosas historias que abundan en la historia e idiosincrasia del concejo moscón, antiguo alfoz de Prámaro.