Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Denuncian el abandono del mural de Viña en Les Conserveres de Candás y exigen su reparación

“Se nos trasladó que estaba en marcha el proyecto para repararlo y aún sigue pendiente”, lamenta el presidente de la asociación vecinal, Luis Fernández

Tres niñas junto al mural del parque de Les Conserveres de Candás, cuando fue inaugurado en 2015. | LNE

Tres niñas junto al mural del parque de Les Conserveres de Candás, cuando fue inaugurado en 2015. | LNE

La Asociación de Vecinos de Candás (Carreño) urge al Ayuntamiento la reparación del mural “Amistad, juegos, vida”, del pintor candasín Joaquín Viña, ubicado en la zona infantil del parque de Les Conserveres. La obra, inaugurada en 2015, comenzó a sufrir deterioros a los pocos meses. Las humedades y los daños provocados por pintadas y rayones han continuado en los últimos años y el colectivo entiende que el trabajo está ya en una situación límite, por lo que exigen su acondicionamiento.

El colectivo culpa del avance de los desperfectos al Consistorio, por no haber actuado sobre el mural “en un primer momento”. Y lamentan el “abandono” de la obra, “en la que Joaquín Viña trabajó con dedicación y con toda la ilusión en este espacio dedicado a los más pequeños”, señala su presidente, Luis Fernández.

De hecho, el artista candasín se mostró dispuesto a realizar las mejoras necesarias en el mural cuando comenzaron a aparecer los primeros desperfectos, en el año 2016. Si bien, ya advirtió en su momento que los murales que se extienden por la zona norte del país sufren más y son más complicados de mantener. Y ofreció, como posibilidad, volver a hacerlo pero, en vez de pintar sobre el hormigón, hacerlo sobre azulejo como se hizo con un mural de Alfredo Menéndez que estaba muy dañado. Y es que la actual ubicación sufre constantes humedades.

El deterioro. El mural de Viña en la actualidad, con humedades y desperfectos por pintadas y rayones. | S. A.

Por ello la asociación vecinal demanda al Ayuntamiento que se comprometa con su reparación, una actuación para la que es necesaria una dotación presupuestaria para cubrir el coste de las labores. Además, el colectivo afea al equipo de gobierno, del PSOE, que hayan pasado cinco años y unas cuantas advertencias y que todavía no se haya actuado sobre la obra del artista candasín.

“La falta de educación, de civismo y el nulo respeto por lo que es de todos llenaba el mural de pintadas y las filtraciones de agua comenzaban a ocasionarle un progresivo deterioro, demandamos entonces una actuación municipal, de mantenimiento y recuperación del mural, que nunca se produjo”, comenta Fernández.

Después, en noviembre de 2018 y agosto de 2019, volvieron a recordar la necesidad de mantenimiento del mural, dedicado a los niños que juegan en la zona. “Se nos trasladó que estaba en marcha el proyecto para la recuperación de este mural, así como la disposición de Joaquín Viña para llevarlo a cabo, pero casi tres años después sigue pendiente esta actuación”, añade el presidente del colectivo.

El colectivo entiende que una obra de un artista actual con el nivel de Viña merece la atención del Ayuntamiento.

Compartir el artículo

stats