Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Grado restringe el acceso al velódromo por actos vandálicos y botellones en el recinto

“Hay que solucionar este descontrol”, dice el Alcalde, después de que ya se hayan reparado los daños en el pavimento producidos por hogueras

El velódromo de Grado, ayer, cerrado al público. | S. A.

El Ayuntamiento de Grado pone candado al velódromo, infraestructura de uso deportivo de la villa que fue una de las inversiones estrella del equipo de gobierno de IU en el pasado mandato. La instalación, que permanecía abierta al público en las inmediaciones del colegio público Virgen del Fresno, tendrá a partir de ahora el acceso restringido debido a que el espacio para la práctica del ciclismo ha sufrido desperfectos en los últimos meses por la organización de botellones en el recinto. Y el alcalde, José Luis Trabanco, avisa de que cualquier otro uso que no sea el deportivo “está prohibido, siendo motivo de denuncia ante la Policía local o la Guardia Civil”.

Los daños registrados en los últimos tiempos van desde contenedores y mobiliario urbano quemado a deterioros en el pavimento –especial para la rodadura de bicicletas– debido a que han encendido hogueras en el transcurso de los botellones. Además, cada fin de semana se acumulan cantidades ingentes de basura e, incluso, hacen sus necesidades fisiológicas en la zona, dejando restos de heces. Por ello, la concejalía de Deportes ha tomado la decisión de restringir la entrada del velódromo, que será de uso exclusivo para entrenar en bicicleta o patines.

Detalle de los daños: un contenedor volcado en el suelo después de arder. | S. A.

Detalle de los daños: un contenedor volcado en el suelo después de arder. | S. A.

Así, “a partir de ya”, el acceso a la instalación ciclista se hará con reserva previa a través de la aplicación móvil 12acronos (Grado.i2a.es). Es la misma herramienta tecnológica que emplean los moscones para la reserva del resto de espacios deportivos municipales como la piscina o las pistas de pádel. De tal forma que, una vez reservado el uso del recinto a a través de internet, los deportistas deberán recoger la llave en la recepción de la piscina climatizada y devolverla una vez terminen de rodar. En caso de un grupo, se deberá identificar a todos los usuarios. Y, durante la práctica deportiva, el velódromo debe permanecer cerrado para evitar que se cuele ningún individuo.

Restos de una hoguera. | S. A.

Restos de una hoguera. | S. A.

Los daños producidos en el pavimento de la instalación deportiva por los actos vandálicos ya han sido reparados, avanza el coordinador de Deportes, Juan Luengo, quien detalla que han estado al corriente de los desperfectos a través de la comunicación “constante” con el centro educativo público, donde se ubica el velódromo. Además, según avanza el Alcalde, han mantenido una reunión con la Policía Local y la Guardia Civil del cuartel moscón “para aumentar la vigilancia en la zona y solucionar este descontrol”. Trabanco espera que, con las medidas de acceso restringido y las patrullas, las personas que entran a hacer botellón y destrozos al velódromo desistan, pues “es una instalación pública, de todos, y las reparaciones tienen un coste para las arcas municipales”. Los desperfectos sufridos en el velódromo se suman, en lo que va de año, a los actos vandálicos realizados en la piscina el pasado verano, cuando vaciaron papeleras en el vaso obligando a cerrar la instalación para su desinfección y puesta a punto.

Compartir el artículo

stats