La Navidad volverá a vivirse con toda la intensidad en Carreño. El equipo de Gobierno ha elaborado un programa festivo con el que quiere sorprender y llenar las calles, a la vez que fomenta la conciliación familiar. "Volvemos con muchas ganas y, por ello, hemos realizado una propuesta heterogénea que se extiende también a la zona rural", explicó la alcaldesa, Amelia Fernández (PSOE), durante la presentación realizada ayer en la Casa de la Cultura.

El encendido navideño marcará este domingo el inicio de la programación, con un acto en el que participarán los alumnos del colegio San Félix. Este año se han instalado cuarenta arcos y una treintena de motivos navideños, así como tres grandes figuras en El Paseín, la plaza del Ayuntamiento y el exterior del centro polivalente de La Baragaña. Como medida de ahorro energético, las luces estarán encendidas en horario de 18.00 a 22.00 horas, una hora menos que las navidades pasadas, a excepción de Nochebuena, Nochevieja y Reyes, cuando se mantendrán hasta las cuatro de la madrugada.

El Farolero

La cabalgata de Reyes, suspendida los dos últimos años, volverá a recorrer las principales calles de Candás. Tampoco el Farolero faltará a su cita con los niños el 23 de diciembre. En ambos casos, el Gobierno local está trabajando para presentar una propuesta "diferente e innovadora". "Queremos carrozas diferentes", avanzó la edil de Festejos, Paula Cuervo. La programación también incluye la instalación de una carpa en el parque Maestro Antuña, donde se realizarán actividades infantiles y juveniles. Por primera vez, habrá pasacalles musicales durante las fiestas y se mantienen otras citas relevantes como el salón de Navidad o la colonia infantil. En la zona rural podrán disfrutar de diferentes talleres didácticos.