04 de julio de 2009
04.07.2009

Vesuvius plantea un recorte de plantilla en Riaño sin renunciar al plan de cierre

Los trabajadores piden «garantías» de que la planta seguirá abierta l Ambas partes volverán a reunirse el día 13

04.07.2009 | 02:00
La reunión de los trabajadores y los representantes de la empresa, ayer, en la sede del Sasec en Oviedo.

Oviedo / Langreo,

Miguel Á. GUTIÉRREZ

El futuro de la planta de Vesuvius en Riaño, amenazada de cierre, sigue en el aire. La reunión mantenida ayer por la dirección de la compañía y los representantes de los trabajadores en Oviedo acabó sin acuerdo. Según explicaron fuentes del comité de empresa al término del encuentro, los representantes de Vesuvius plantearon una reducción de plantilla para un período de uno y medio a dos años como solución, pero «sin ofrecer garantías» de que la factoría vaya a seguir abierta una vez que se cumpla ese período. Los trabajadores temen que se trate de una «estrategia» para debilitar la capacidad de respuesta de la plantilla.


Los representantes de los operarios de Vesuvius afectados, unos 80, a los que hay que sumar el personal de administración, se presentaron a la reunión celebrada en el Servicio Asturiano de Solución Extrajudicial de Conflictos (Sasec) dispuestos a reducir la actividad de forma temporal siempre y cuando no se produzcan despidos y se mantenga abierta la planta.


Los trabajadores temen que la estrategia de la empresa con su propuesta sea «efectuar un cierre en dos fases» y ganar tiempo para «llevar adelante sus pretensiones en un entorno de menor presión social». «Nos plantearon reducir la estructura fija de la plantilla en una primera fase y, dentro de dos años, estudiar si Vesuvius se cierra o no, algo que no estamos dispuestos a consentir. Queremos un compromiso claro de que la actividad se va a mantener a medio y largo plazo», indicaron fuentes del comité de empresa. Los trabajadores también argumentaron que no aceptarán recortes «traumáticos» de la plantilla en forma de despidos, aunque estarían dispuestos a negociar bajas incentivadas si se dan garantías de que la factoría seguirá abierta. La empresa no concretó en la reunión de ayer la fórmula que pretende emplear para reducir la plantilla de Riaño.


Las dos partes quedaron emplazadas para volver a reunirse el 13 de julio. «Ese día se nos debe hacer entrega del documento que dicen que están elaborando y que previsiblemente va a contener las medidas que la empresa pretende adoptar en busca del objetivo final. Para nosotros, en ese documento debería de figurar un plan de futuro que dé solución a la situación actual», afirmaron los trabajadores.


La plantilla también tiene previsto mantener la huelga en Vesuvius, dos días a la semana, y el calendario de protestas. «Los trabajadores mantendrán e intensificarán las movilizaciones y todas aquellas acciones encaminadas a la defensa de la planta y de los puestos de trabajo», argumentaron.


Al término de la reunión se vivieron momentos de acaloramiento en el exterior del Sasec, en la calle Asturias de Oviedo, cuando obreros de Vesuvius concentrados en la zona lanzaron huevos y protestaron por su situación.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Canal esquí

Esquí

Toda la información sobre la nieve

Consulta la información más completa de las estaciones de esquí, el tiempo y el estado de la nieve

 
Enlaces recomendados: Premios Cine